miércoles, 29 de diciembre de 2010

LAS REVISTAS DE TIAS.

Las “revistas femeninas” son el horror, el infierno. Son un insulto a la inteligencia de cualquier persona.

Para empezar... ¿qué mierda es una revista de mujeres? Una revista de mujeres es una mierda pinchada en un palo que se cree un diamante. Van de guays, de somos de alto standing, molamos mucho…y no…son una trampa mortal.

La prensa del corazón tiene mala prensa, que si son cotilleos, que si todo es mentira, que sin son trolas...etc, etc. Vale, cierto, pero no van de lo que no son. Venden mentiras de colorines y tú la compras y te dedicas a despellejar todo lo que sale en ellas, bien porque te mueres de la envidia en el caso de los casoplones que sacan a veces o bien porque te crees mejor que los que salen ahí como por ejemplo cuando te comparas con Belen Esteban. Son lo que son, un entretenimiento y punto pelota.

Las revistas de mujeres son otra cosa. Son una trampa mortal. Se creen más listas que nadie y piensan que rebosan estilo y clase. No, ellas no son de “cotilleos”...como mucho informan de “sociedad” o “de las fiestas más glamourosas”. Pero eso no es lo peor, lo peor viene cuando te entretienes un momento a ver los temas de fondo que proponen para las mujeres. Que ya es una cosa que me jode... ¿los temas de fondo y con calado que interesan son distintos para tios y tias? Pero vale…aceptemos pulpo…te pones a ver los temas de fondo…y ¿qué proponen?

Sandeces, majaderías, obviedades y tonterías tales que cuando te molestas en leerlos sientes vergüenza ajena y unas incontenibles ganas de plantarte en la redacción y asesinarlos a todos por el sutil mecanismo de asfixiarles con bolas de papel (reciclado) de sus páginas.

¿Podemos aprender a ser felices? Ese es el tema de fondo, con dos cojones. Pero ¿qué mierda es esta? Y ahí salen 4 tías…a contar sus experiencias…y digo yo... ¿por qué no salen tios? ¿Los tíos no aprenden a ser felices? ¿Ellos son felices de distinta manera?

Otro tema de fondo... “La gente feliz... ¿Nace o se hace?” Pero ¿no se os cae la cara de vergüenza al escribir estos titulares?

Otro… "¿rivales o cómplices? Analizamos las relaciones entre hermanas... que se fraguan casi en la cuna. ¿Estamos condenadas a entendernos... o a pelearnos?”

Me pongo frenética de indignación. Me parece una de simpleza, de una bobería, de una ñoñería que no puedo entender que alguien lea esto. Pero sigo leyendo, porque a veces me mola hacerme una herida y hacerme daño a ver hasta donde aguanto.

Estas revistas siempre traen una parte de “recomendaciones para nuestras lectoras”. Siempre van acompañadas de textos absolutamente ñoños y que dan ganas de asfixiar al redactor atragantándole con toneladas de algodón de azúcar y que son algo así. “Amigas, no os podéis perder esta novela donde los sentimientos están a flor de piel, os rencontraréis con las mujeres que fuisteis, que sois y que podéis llegar a ser. Porque todas podemos ser lo que queramos…y Menganita de Tal lo cuenta como nadie en esta historia que sin duda te transformará”. Y se quedan tan anchos. Y luego recomiendas, los cocodrilos o el de los japos ese que trituré.

Y lo leo y pienso…Madre mía...eso es lo que se supone que tienen que leer “las mujeres de hoy”…. A veces quiero creer que es un chiste…que son revistas de humor...porque no puede ser que sean así de estúpidas.

La sección moda confieso que ni la miro...es que me la trae al pairo, por curiosidad suelo mirar los precios populares de las prendas “must” (otra palabra que me saca de quicio... ¿como cojones se puede ser tan snob?)...y que son siempre muy populares: Este invierno no puedes pasar sin un chaleco de falsas pieles, 120 leuros en no sé dónde. Pues va a ser que voy a pasar sin el chaleco de las narices tan ricamente...alehop…y a otra cosa.

Estas revistas además utilizan un tono muy peligroso…que es el tono de hacerte sentir culpable. “No dejes que las arrugas hagan mella en tu sonrisa”…” que la pereza no acabe con el brillo de tu pelo”, “si quieres puedes tener el busto que deseas”…y todo tipo de ataques a la línea de flotación de tu autoestima. Todo es en plan, si no estás divina es porque eres un desastre y una dejada. Lo mejor de todo es que luego los remedios que ofrecen (por supuesto sin que las empresas cosméticas les paguen por ello) suelen tener también precios populares…lo malo en el caso de que quisieras comprarlos es que supongo que tienes que elegir entre cenar todo el mes o que tu cara “diga lo mejor de ti”.

Y luego organizan actos súper chulis según ellas como por ejemplo el “Primer congreso por la belleza sin cirugía”…. ¿Qué mierda es esa? ¿Cuanto ha costado? Y …¿ de verdad no os da vergüenza organizar algo así?

En resumen que estas cosas me sientan fatal, el ingeniero las ha prohibido en casa..dice que me vuelvo peligrosa.

La foto, es el ideario del congreso de las narices. De vergüenza, de mucha vergüenza.

32 comentarios:

Kitty-Wu dijo...

Amén, amiga. Voy a compartirlo con tu permiso

NáN dijo...

Vayamos por orden.

En principio, hasta hace poco, a los tíos la palabra felicidad no nos provoca (salvo a los que venden la salvación eterna o a los que compran y venden todo tipo de máquinas absurdas). SABEMOS lo que es la felicidad y lo que cuesta en euros y en resacas. O conocemos el precio de una cena y el tener que hablar de Proust cuando no te apetece (o lo que se tercie). Es decir, para nosotros la felicidad es poco duradera y sabemos lo que nos la produce.

Cuando se hacía revistas de verdad para tíos, consistían en fotos de tías en tetas y luego un par de artículos de Chomsky o un escritor neoyorquino famoso ("muy buenos" artículos, dicho sea de paso) para justificar el motivo de comprar la revista.

Desde que empezó la metrosexualidad y los afeites porque yo lo valgo, alguna que otra mamarrachada de esas hay. Pero están destinadas a un secotr pequeño y bien definido de la población masculina.

Tus revistas de tías, van dirigidas a "todas" las que tienen Visa propia, y un número de ellas (no te creas que muy grande) os autoexcluís.

Y tú te peguntarás, ¿y en qué hemos avanzado?

¡Muy buena pregunta!

Er-Murazor dijo...

Bah, eso no es nada. A ver si un día que nos veamos te hablo del horror supremo y definitivo... ¡las revistas para adolescentas!

Porque no te creas que las tías empiezan a leer esas cosas ya grandecitas. Nonono... las adiestran desde la más tierna infancia.

Anónimo dijo...

Moli, ten cuidado, que luego pasa lo que pasó con los habitantes de mundo vaca.....

Feliz Navidad¡¡¡¡

Anónimo Kike. ;-)

Efe Morningstar dijo...

Jo, pues en mi colegio compramos el SoyMujer (que creo que sólo leo yo) y nos reímos (otra vez sólo yo) mogollón, porque es una revista para mujeres pero con poco presupuesto y menos glamour aún.

No sé de qué te quejas, si son risas garantizadas.

Aguafiestas.

el chico de la consuelo dijo...

Pues a mi me encanta mujer hoy ya lo dije.
Y disculpa no me enrolle pero estoy bajo efecto de shock por un correo que acabo de recibir que me recomendaba ver una nueva web. PUffffff otra vez.

Di Vagando dijo...

MO, pues no sé si aquí ha llegado una q venden en Londinium llamada "PSICOLOGIES". Eso sí que es (debe ser) el horror!!!!! Leo por morbo los titulares en el súper y es la basura por antonomasia, dedicada a estas chicas q van de profundas, q quieren entenderle, encontrarse a ellas pispas... Mirada de ombligo patética y, como dice NaN, de gente con una Amex ligerita de cascos (como ellas) q no van más allá de su "elevado mundo interior". Mira afuera, tía, o yo qué sé, lee "La montaña mágica", pq con tanta instrospeccción donde no hay mata, duermes a las ovejas.

Char dijo...

No conocía tu blog, me suscribo porque me ha encantado!

Anniehall dijo...

NáN, esas revistas las compran muuuuchas tías que ni de lejos tienen el poder adquisitivo que hace falta para seguir los 'consejos' que hay en ellas.

Yo leí revistas de adolescentes de las que dice Er y creo que no me han hecho daño. O no mucho. Y de vez en cuando leo estas. Y a pesar de todas las cosas que dice Moli, que tiene razón, también me entretienen un rato. Pero también es verdad que hace tiempo que he descubierto que el hola es mucho más diver. Además ahora también tiene páginas de moda inaccesible.

A mí me matan los especiales 'Moda a precios asequibles' y los chalecos cuestan los 120 euros de antes. Porque si no es especial asequible el chaleco de marras cuesta 1200.

Lo del decálogo no tiene pase.

Di, Psichologies sí ha llegado. La venden en los quioskos. Solo he visto las portadas en anuncios grandes y son terrrrrribles.

El niño desgraciaíto dijo...

Nuevamente se pasa por alto el hecho de que si existen esas revistas es porque existen esas mujeres. Yo no lo entiendoy alguna vez que he ojeado alguna me parecen penosas.

César dijo...

Esas revistas están destinadas al segmento de mujeres que no han conseguido evolucionar mentalmente de la etapa de cuando eran quinceañeras. Y tías así las hay aún a patadas, si no no venderían ni una.

Atacan la autoestima por el lado que más les jode, que es el de la apariencia, y lo hacen por 20 sitios diferentes, desde cirugías, dietas, ropa, moda, complementos, modelos posando con cuerpos de una entre mil, etc.

Carne de cañón.

Amanita Faloides dijo...

YO ME ACUSO. YO, Amanita Faloides me compro una casi todos los meses. Soy lo peor... Pero, Querida Molinos, los caminos del señor son inescrutables, y cada cual desconecta de sus excesos neuronales como puede. Me gusta revolcarme en el barro, las setas somos así. Y soy seguidora de Garance Doré, me fascina que se gane la vida con un blog fashionista y que tenga un novio, The Sartorialist, al que yo me quedaría mirando por la calle si me lo cruzara y que también viva de eso... Más barro, más.

¿Sigues hablándome? Si quieres me paso a Jara y Dedal.

Anniehall dijo...

Me reconfortas mucho, Amanita. Ya somos dos contra una.

Jara y dedal, me parto.

Teresa, la de la ventana dijo...

Yo también me las compro de vez en cuando, especialmente francesas para que no se me olvide el idioma y para ver qué se cuece ahí fuera. Y sí, tienen cosas penosas, pero tampoco son tan descerebradas como las describes, Moli. Y sí, yo también leí en su día el Superpop, y mira, aún me queda alguna neurona viva y todo.

El Psicologies también lo he comprado alguna vez, y sí, dice mucha obviedad, cosas de cajón y sentido común, pero lo que decía Amanita o Anijol, para desconectar y pasar el rato está bien. No tiene una el cuerpo siempre para profundidades, estilo literario y pensamientos profundamente políticos y comprometidos con la sociedad.

BLN dijo...

Yo no he llegado nunca a comprarme una, pero si las veo en la sala de espera de la consulta de un dentista o en la peluquería, no lo paso tan mal leyéndolas. Bueno, no me irritan, las hojeo y me río bastante con sus sandeces.

Claro que a las mujeres que aplican los consejos de estas revistas no las trago.

NáN dijo...

Jua, juá, me estáis recordando esa encuesta de hace años en la que el 65% consideraba que la mejor TV era la 2, pero cuando mucho después, por los programas vistos, se contabilizaba el porcentaje de los que "veían" la 2, solo lo hacía un 6%.

Gonzalo Viveiró Ruiz dijo...

Vale con lo que dices, pero también hay revistas de coches de 200000€ y la gente que se la compra...en su vida va a tener esos coches.
Yo creeo que esas revistas la gente las compra como vía de escape.
El problema es que hay textos, como el decálogo, que son claramente tendenciosos. Pero no se si alguien se lo creera o todo el que lo compra juega a ver los toros desde la barrera...

Juanjo ML dijo...

Esto existe porque tiene mercado, y por lo que parece mucho. Pero no puedo profundizar más porque me suena a chino, aunque me he reído con el tratamiento estético reversible, ahora estaré mucho más tranqilo cada vez que engorde después de hacer dieta :)

Lo que diga el espantapájaros dijo...

Pues sí que te ha herido la revista!! Jejeje, yo es que paso de esas revistas... Cuando viajo, que es cuando las compro, opto directamente por el Cuore, que me dice gilipolleces pero dejando claro que saben que dicen gilipolleces.

Me parecen una mierda las revistas femeninas, pero, oye, como periodista, no me importaría trabajar en una... Les pagan por inventarse chorradas!! Sería lo más de lo más escribir reportajes sin tener que documentarse, ir a las fuentes, analizar la información, etc.

Y lo peor de esos reportajes chupi guays de testimonios suelen ser lo mega realizadas divinas y súper puesto de trabajo que tienen todas. No hay una limpiadora no.

Grrrrrr!

José Antonio Peñas dijo...

Esperaba que le dieras caña al Cosmopolitan: esa sí que merece un buen repaso, como los que le daban Juan y Damián en el Kiosko del Hormiguero.

Y es que me asombra que una ublicación tan repelentemente machista pretenda encima ser la vanguardia de la "nueva mujer". Y eso con consejos del tipo "Cómo chuparle la polla a tu jefe sin que se note que quieres un ascenso", "Ayer me follé al novio de mi mejor amiga ¿estropeará eso nuestra relación?" o "No te estreses, limítate a ser con naturalidad esa mujer diez con una vida sexual plena, varios amantes, dos carreras brillantes, un físico perfecto, genial decoradora y muchos Manolo's"

María dijo...

A mí me parece que tiene su mérito publicar una revista de esas cada semana, ¿cómo la rellenan? y si te tomas la molestia de leerlas (a mí me duran 5 minutos el sábado entre un vinito y otro del aperitivo) una semana dice una cosa y la siguiente, lo contrario. Para mí sigue siendo un misterio cómo rellenan páginas sin decir nada.

melón dijo...

Por no hablar de esos reportajes del tipo "Los 50 son los nuevos 40" y te sacan como ejemplo a Demi Moore!!!!!!!!!! que se ha gastado en chapa y pintura más que lo que yo ganaré junto en mi vida!!!!! Demi Moore con chapa, pintura, fotografo amigo, maquillaje y fotochó (claro) es el ejemplo a seguir.

Biónica dijo...

Espera a ver si M. y C. te traen una revista de las de adolescentas que ha dicho Zor a casa. Entonces echarás espumarajos xD.

Comparto tu visión, los redactores de ese tipo de revistas son para ahogarlos de ñoñez suprema... pero ¿y cuando regalan cosas?

Conste que ya he salido de esa espiral de autodestrucción...

Patito dijo...

Yo sólo leo estas revistas en la peluquería o en alguna sala de espera pero entre saber la dieta esta o la falda aquella o los diez consejos para hacer el amor después de los 40 o yo que se, prefiero leer sobre la vida de algún millonetas ya sea actor o lo que sea. Igual de frívolo pero me gusta el chisme de los famosos es verdad.

javi dijo...

Mujer, la Ragazza de mis años mozos tenia su aquel: hacer creer a los tios que las muchachas adolescentes se morian por frinkar por las esquinas.

c.e.t.i.n.a. dijo...

Ja,ja, las revistas femeninas son mi argumento favorito cuando alguna feminista se pone pesada.

Anónimo dijo...

Madre mía, c.e.t.i.n.a, ese comentario no tiene pies ni cabeza!!!

Carmen dijo...

Como Amanita, confieso mi placer culpable de comprar alguna de las susodichas para distraerme en los finales de mes. Touché respecto a la absurdez y cretinez que casi siempre destilan pero no dejan de ser una colección de fotos bonitas y con alguna cosa aprovechable.

Llamativamente, como dice Teresa, las mismas cabeceras pero en su idioma original suelen tener artículos más interesantes.

Mis incursiones adolescentes quedaron en algún Superpop; Ragazza me pilló ya talludita pero debió tener momentos gloriosos...

Otra digresión interesante es la de intentar clasificarlas (aunque normalmente hay una o dos por categoría): las de público "marujil punto menos" estilo MIA, la de Ana Rosa (¿inclasificable?), las de Psicologías varias y derivados de Paulo Coelho (en fin), las peluqueriles (Hola y adláteres), Cosmopolitan (rancho aparte), las "familiares" (Telva, aunque empiezan a alzarse voces diciendo que desde que manda Pedro J. esto no es lo que era...). En fin, siento esta chapa, por motivos profesionales me he tenido que empapar en el sector y tiene cosas sorprendentes.

Y encima dan para un buen despelleje!

Feliz Año a todos.

Cristina dijo...

En primicia para este blog, por el cariño que me une con la propietaria, las primeras imagenes de Alex, el primogenito de mamavaca y papatoritobravo...
http://trafegandoronseis.blogspot.com/2010/12/non-acepto-libros.html

JuanRa Diablo dijo...

Cómo ser excelente compañera.
Guíate por tus corazonadas.
Recetas para tiempos de crisis.
Cómo superar estas fiestas con una sonrisa.
Claves fáciles para buenas curvas.

¿A que valgo para poner títulos en esas revistas tan macanudas?

c.e.t.i.n.a. dijo...

Anónimo, feminista es a femenino lo que machista es a masculino. A lo mejor así entiendes mi comentario. ;-)

Tita dijo...

¡Bravo! Son vomitivas. Reconozco que me compro una o dos al año: cuando traen sandalias o un bolso en verano.

Pero abrir la revista es superior a mis fuerzas, y las tiro directamente, no soy tan valiente como tú...