miércoles, 10 de diciembre de 2008

MOVILES,BLUETOOTH Y NAVEGADORES

Mi móvil va a juego conmigo, es un fraude.
Por fuera parece superchulo, cuando lo saco en público y lo abro…la gente dice… "alaaaaa"...tiene gran pantalla en color, se puede navegar por Internet, leo los correos y tiene un gran teclado.
Todo chulísimo. Lástima que funcione de angustia y la mayor parte del tiempo su mayor utilidad sea provocarme una luxación de hombro de cargar con él en el bolso, porque como es tan completo pesa un quintal.

Normalmente mi móvil no suena. Nunca. Da igual que me llaméis…no suena. Tampoco suena si me llega un mensaje o un mail. Está silencioso. Yo me confío y pienso: "que bien, que tranquilita estoy" . Al cabo de 6 horas, caigo en la cuenta de que esta falta de actividad tecnológica comienza a ser sospechosa y miro la pantalla y me encuentro esto:

14 llamadas perdidas.
30 correos electrónicos
10 sms.


Me pongo de los nervios. Empiezo a intentar ver de quien son las 14 llamadas perdidas pero mi teléfono es muy celoso de su información y decide que “información no disponible”. Como ya me conozco el percal, llamo a G., suena 2 veces y oigo:

SE PUEDE SABER PORQUÉ NO ME COGES EL TELÉFONO EN TODO EL DÍA”.

Bien..buen rollo.

Cuando consigo calmarle me confirma que solo la mitad de las llamadas son suyas. Así que pruebo con mi jefe.

- Hombre..que bien, por fin consigo hablar contigo, ¿para qué tienes móvil de empresa SI NO ME COGES EL TELÉFONO NUNCA?.

Intentar explicarle a mi jefe los misterios de la tecnología es absurdo, así que me limito a tomar nota de los mil encargos que ha acumulado en las horas que no ha hablado conmigo.

Luego está el tema “Bluetooth”, otro invento diabólico. Se supone que sirve para hablar por teléfono desde el coche. JA. El mío solo sirve para que me plantee visitar al otorrrino más frecuentemente. Si intento hablar por teléfono desde el coche me veo a mi misma desgañitándome para que la otra persona me oiga y al mismo tiempo estirando el cuello hacia el altavoz para ver si me entero de lo que el otro me dice. Conclusión: luxación de cuello y series dudas sobre mi capacidad auditiva.

Los navegadores. Otro buen tema.

Desde hace un año y medio compruebo que la gente ha perdido la capacidad para leer carteles, indicadores y señales mientras conduce. Necesita una pantalla que le diga: “por aquí se va a Toledo”, o “ reduce que hay un stop” , “ no gires por ahí que es prohibido” o algo impresionante "ha llegado a su destino" ¿ No es increible? no te das cuenta de que has llegado hasta que la máquina lo dice.

Me fascina como la gente ha caído en la trampa del navegador, a mi me parece una completa gilipollez.

Elimina la posibilidad de contemplar el paisaje porque la gente va mirando la pantalla como si le fuera en ello la vida. No se puede poner música porque el navegador “habla” y lo mismo te pierdes un mensaje vital para la humanidad como “posible radar oculto”.

Conclusiones:
- que me cambien el móvil o me costará el matrimonio y el curro.
- No me gusta hablar por el bluetooth.
- Si alguno ha pensado por un instante en ¡ que ilusión le hará un navegador!...absteneos.

7 comentarios:

JuanRa Diablo dijo...

Yo tengo una frase que dice "La tecnología es la mayor asesina de lo esencial"
Estoy de acuerdo contigo al 100%. Con este querer facilitarnos la vida constantemente los cerebros empezarán a perder sus pliegues y se harán lisos como bolas de billar.
Quizás los aparatitos del futuro nos avisen: "Beba usted agua. Tiene sed" o "Lleva 20 segundos sin respirar, hágalo de inmediato si no quiere morir" Y todos caminaremos por la vida con cara de idiota y la baba colgando.
Que no, que yo quiero pensar!!

silvia dijo...

Yo ya he decidido que no quiero navegador. Con lo bonito que es perderse y descubrir, de paso, sitios nuevos.... sobretodo cuando tienes prisa.... Pero es que el jodido aparato me estresa cuando dice "gire a la izquierda" i no veo por donde.

Anónimo dijo...

Que gran tema... Este domingo cenando con 3 desconocidos y uno por conocer más si se deja, había uno de ellos pegado a su iPhone... Nos enseñaba en su pantallita que podía geolocalizarnos: panorámica del globo terrestre, zoom in al hemisferio pertinente, al contintene adecuado, al país correcto, leve vuelo por la costa exacta y vista de pájaro de un pueblo del radio de Barcelona.... Y yo me preguntaba viendo a ese desconocido con su jueguecito entre las manos y los ojos brillantes de emocion y orgullo... ¿Para que tanta historia? Si ya sabíamos donde estabamos! Justo con quien queriamos estar! Lo emocionante hubiese sido ver Marte, zoom-in, y ver un chalet con un marciano saludando por la ventana.... Eso si me podría haber sorprendido.

Susu.

Kuin dijo...

A mi si me gusta la tecnologia, me parece alucinante, pero como todo, ahí está para usarlo o no...a tu libre albedrío.

Tengo móvil, pero el mío sirve solo para hacer/recibir llamadas/sms y punto. El último que me dieron tiene radio, cámara y bluetooth. No los he usado nunca, ni tengo intención. En temas de móviles sigo con mi filosofia KISS (Keep it simple, stupid).

No tengo coche, voy en metro, tren o bici. Los XY de mi família (todos) tienen GPS. No decían que los hombres tienen mejor sentido de la orientación?

Xinax dijo...

Pues a mí me molan los cacharritos. La DS pirateada. La WII pirateada. El supermegapijo ordenador portátil. El vibrador de color violeta con 16 posiciones. La estupenda thermomix, que me acerca a Arzak, haciendo virguerias. El ipod y su capacidad para poner toda la música que nos hace felices. Quien dice que la tecnología es una aberración?. Retrógrados!!!...sino de qué íbamos a estar aquí compartiendo tanto buen rollito y tanta sabiduria. Por otro lado, tengo que reconocer, que lo único que no merece mi aprobación es el móvil..y a su inventor habría que metérselos uno a uno por el culo...iphone incluido. Salvo esta concesión al primitivismo, lo demás me mola.
PD: El GPS (también pirateado, jijiji)...tiene un montón de vocecitas, y hay una que parece un fantasma que viene del más allá, y perdidos enmedio de la nada, oir ese gire a la derechaaaaa...con voz de ultratumba, provoca auténticos arrebatos de pitorreo... tanto gruñir, tanto gruñir.

Mar dijo...

Yo prefiero geoperderme. Mucho más bonito. Así descubrí Guadalajara :)

Anónimo dijo...

Kuin, qué sopor me da leer comentarios machistas como el tuyo... espero que tengas la vida de sumisión que te mereces, si es que eres mujer...
Si eres hombre, confío en que las mujeres te repudien lo suficiente como para que no te reproduzcas demasiado :)
Un abrazo. A la dueña del blog, llego tarde con el tema de la reproducción, pero bueno, me imagino que puedas intuir lo que opino de ti... :):)