miércoles, 16 de junio de 2010

FALSOS SUFRIDORES

Hombre Hola Fulanito..¿Qué tal? ¿Ya te has incorporado? Me alegro de que ya estés bien.
Bueno..No estoy bien...estoy bastante mal…
¿Y por qué coño te has incorporado a currar??
Bueno, ya sabes...el curro.
Venga no me jodas...si eres el pavo que pone los libros verdes de canto. El mundo no se va a hundir porque sigas de baja por una operación de corazón y tampoco va a venir nadie a quitarte el curro.
Bueno...pues eso que estoy regular y blablablabla.
Lo que eres es idiota, no me interesa tu lado sufridor. Me parece una majadería.



¿Dónde está fulana?
Está de baja
¿Qué le ha pasado?
Qué está embarazada.
Vale, repito... ¿qué le ha pasado?
Pues eso que está embarazada y se ha cogido una baja
Pero ¿le pasa algo o es morro?
Joder moli como eres…pues eso...el embarazo ya sabes.
Si ya sé, te crece la tripa y las tetas, pero no imposibilita para contar libros rojos.
Bueno es que dice que le duele la espalda.
Ah...pues ayer me la encontré en el centro comercial de compras con 20 bolsas y no parecía dolerle nada…
No se puede hablar contigo…

La gente es imbécil.

La gente tiene un morro que se lo pisa.

No me parece mal, pero... ¿no sería todo mucho más sencillo si se dijera clarito?

La mayoría de nosotros tenemos trabajos absurdos, tontos y que nos mantienen entretenidos y nos dan de comer. Nada más. Creo que sólo conozco una persona cuyo trabajo sea imprescindible: es médico en una unidad de trasplantes.

El tema es sencillo: tienes un curro idiota y te pagan por hacerlo. Tienes derecho a una serie de cosas y tienes unas obligaciones. Entre tus derechos está el de que si te pones malo te coges una baja y no vas a trabajar. Estupendo. Cuando te reincorporas es porque estás bien…y sino...no vengas. No voy a hacerte un monumento porque seas tan imbécil como para venir a currar estando malo...eres memo. Porque además si fueras el tío que da todos los días al ON para encender el sol...entendería ese ataque de responsabilidad...pero colocar libros verdes de canto o plantar aromáticas o cuidar gamusinos o contar extintores o hacer papeles no es vital y no vale más que tu salud.

Dime la verdad.

Dime: me aburro en casa.

Dime: en realidad no estoy tan malo pero quiero hacerme el interesante.

Dime: quiero palmaditas en la espalda por hacer este esfuerzo sobrehumano por la empresa.
Dime: mi trabajo es tan superfluo que temo que si no vengo os déis cuenta de que sobro de verdad.

Y yo diré: eres idiota.

Luego tenemos la otra parte, la gente que cree que con respecto al trabajo solo tiene derechos, básicamente un derecho: el de tocarse los huevos a dos manos. Esto por supuesto incluye el derecho a cogerse una baja porque se me ha roto una uña, tengo tos, me acabo de hacer el predictor o cualquier otra majadería. Me pongo de los nervios, porque además me jode que la gente crea que soy imbécil.
Si vienes y me dices: moli, me he preñado y paso de venir a currar así que he dicho que me duele la espalda y no voy a venir en 9 meses.

Pues yo diré: que morro tienes.

Tú dirás: si, pero me voy a casa a rascarme la barriga

Y todos tan contentos.

Lo que no soporto es el puto victimismo falso: Moli, ya sabes estoy embarazada y claro no puedo, ya sabes..

Sí, claro que lo sé. Estás de 3 semanas..Es más, si no fueras una fanática del predictor ni siquiera sabrías que te han hecho un bombo. No te duele nada, si acaso el vacio cerebral que tienes…y que me temo irá a más si es que eso es posible.

En fin, con esto quiere decir que la enfermedad y estar malo es una putada. No es un jueguecito para no venir al curro. Cuando de verdad estás malo y no puedes currar estás deseando que te den el alta para volver al curro porque eso significará que ya estás bien, que has recuperado la salud y que vuelves a tu vida normal.

Jugar a los mártires de cualquier tipo es ruin, absurdo y de completos gilipollas.

He dicho.

21 comentarios:

Mila dijo...

Plas plas plas!!! totalmente de acuerdo Moli. ¿Y qué me dices de los que se escaquean de sus responsabilidades encasquetándoselas así a sus compañeros con las consabida excusita de "para lo que me pagan..." me condenoooooooooo!!!

Euclides dijo...

Completamente de acuerdo. Yo pasé por la experiencia de estar de baja por un accidente y el tiempo se me hacía eterno. Sobre todo porque acabas sintiendo que el mundo circula y tu estás fuera. Te das cuenta de que no eres imprecindible, pero no te adaptas a quedarte rascando la barriga.

HombreRevenido dijo...

Pues sí, la verdad. Son casos extremos, claro, pero son irritantes.

Si hago introspección... no sé, yo alguna vez me hago el sufrido o le hecho morro al asunto. A lo mejor todos tenemos un poco de ambos caracteres. En mi caso, como soy mi propio jefe, mi propio clima laboral no se resiente.

Una mamá (contra) corriente dijo...

Yo añadiría algo. La gente que va a currar estando mala (o al menos haciéndose el mártir), son un problema para el resto de sus compañeros porque en muchas empresas sí se lo valoran. Entonces tu un día te pones chungo de verdad y tienes que faltar una temporadita y todo el mundo piensa que eres un caradura que no haces ni el más mínimo esfuerzo por tu empresa.

Sobre el embarazo, yo no conozco a ninguna que se haya cogido una baja sin necesitarlo. Por mi parte creo que hay muy poca solidaridad, sobre todo entre mujeres y es una pena porque para muchas el embarazo es una fase un poco chunga, que bien merece pasarse en casa y no jodida en un trabajo de mierda donde ni siquiera te van a agradecer que estés ahí al pie del cañón.

Teresa, la de la ventana dijo...

Totalmente de acuerdo, Moli. Tanto los mártires que van con el moco colgando como los jetas que tienen un médico generoso con las bajas deberían sufrir una temporadita una enfermedad de las de verdad, de las que duelen, de las que preocupan seriamente, a ver si valoraban la posibilidad de poder ir a trabajar cada día.

Lo digo desde la postura nada fácil de quien tuvo que dejar su propio trabajo para cuidar de alguien realmente enfermo.

anamorgana dijo...

Pues has dicho bien, plas,plas,plas.
Me alegro de haber pasado por aquí, es muy interesante.
Saludos

Anónimo dijo...

Hombre, a lo mejor la embarazada de 3 semanas tiene una pérdida y le han dicho que haga reposo, que a mi me ha pasado en los 2 embarazos y es una putada porque al final tuve que decir en el curro que estaba embarazada cuando no estaba ni de 2 meses... que vale, me podía haber inventado cualquier cosa, pero se me da fatal.
Personalmente creo que si con 38 semanas de embarazo te mandaran a casa a descansar (Que lo hacen en algunas empresas que conozco) las embarazadas cogerían muchas bajas. Y diga lo que diga quien lo diga, con ubarriga de 38 semanas donde mejor estás es en casa intentando dormir o pasenado. He dicho yo también.
Tochi

Anónimo dijo...

Quise decir "cogerían muchas menos bajas".

Efe Morningstar dijo...

Ja, pues yo voy al curro SIEMPRE, salvo que me sienta rematadamente mal (un día en cinco años de profe), lo que me hace ganarme dos derechos inalienables del currito:

1) Derecho a quejarme porque ME ENCANTA quejarme. Soy un profesional de la queja continuada. Me quejo esté malo o no, esté contento o no. Me quejo por deporte y soy un quejista de élite.

2) Derecho a un día decir que estoy malo y no ir, aunque esté más sano que una pera. Maldición, hay quien se pasa malo medio año, o eso dicen: yo quiero mi premio por ser un buen chico.

A día de hoy no me escaqueo por el sencillo motivo de que paso de dar explicaciones, pedir favores y de rellenar papeleo. Pero cuando sea mayor, ya verás, ya.

Pilar dijo...

La mayoría de nosotros tenemos trabajos absurdos, tontos y que nos mantienen entretenidos y nos dan de comer.
Esto es una gran verdad!!!
Y tienes toda la razón pero....
a ti no te ha pasado alguna vez haber tenido, por ejemplo, una gastroenteritis y al segundo día (no estando bien del todo) haber ido a currar...porque sino a ver que va a decir tu jefe!!!!
Este tema daría mucho de si...pero en lo que te doy la razón es en que hay gente que le echa mucho morro!

Anónimo dijo...

Pues tienes mucha razón. Nunca lo había enfocado de esa forma, respecto de los mártires. Como dice una amiga, ser trabajador autónomo es lo mejor para no ponerte nunca malo. No te puedes permitir el lujo de una baja casi nunca, sin embargo, los que trabajamos por cuenta ajena...
MALVANTESA

melón dijo...

Pues a mí me han hecho tan sinvergüenza que estoy deseando quedarme embarazada para poder coger la baja.
Claro que curro en un sitio en el que la gente está deseando tener un accidente de tráfico para no ir (verídico). Con eso os lo digo todo...

Cristina dijo...

estoy de baja desde el dia 19 de marzo. me caí en el trabajo y me rompí un hueso del pie. es la primera vez en mi vida que estoy de baja, y no pienso empezar a trabajar hasta que mi pie esté perfecto, y os aseguro que no me da tiempo a aburrirme en casa, estoy encantada.......

por cierto, lo de las embarazadas yo tampoco lo entiendo....

Anónimo dijo...

Soy mujer pero autónoma..... y embarazada en el sexto mes. Y como todas las autónomas que conozco, intentaré llegar al final del embarazo trabajando.
¿Alguien quiere garantía de buena salud? ¿de ningún día de baja al año?
HÁGANSE AUTÓNOMOS SEÑORAS Y SEÑORES!!
Me parece fatal la gente que se coge bajas injustificadas, va en contra de todos los buenos trabajadores.

JuanRa Diablo dijo...

Ja! Me encanta cuando eres Molinos 100%

angie dijo...

Yo, el año pasado me rompi un dedo del pie currando,el de cabecera no me dio la baja y cuatro meses cual gilipollas hasta que me curo, para luego ver que en mi curro hay una que se cogio la baja el mismo dia de que entero que estaba embarazada, va y se pide que la trasladen a la planta de infecciosos y al día siguiente dice que no puede trabajar en esas condiciones porque no es bueno para su bebe (tia, no haberte cambiado de planta) asi que se invento un dolor y por toda la cara lleva el embarazo desde casa.

Una que es tonta... directamente!!!

Pétalo dijo...

Este post es genial. Me ha encantado. Aunque...yo soy de las que se escaquean! Y disfruto que no veas! Eso sí, luego no soy de las que se atribuyen el mérito. Me los toco, y no me importa. Y sobre todo porque por ahora puedo. Pero por lo general la gente sabe mi palo, la gente que realmente me jode es la que se los toca pero hace como que no, y luego monta el drama porque su vida es complicadísima y nadie sabe apreciar que ella ha abierto el word para empezar a hacer el trabajo. A esos habría que quemarlos.

Pétalo dijo...

Se me olvidó decir que cuando de mi "trabajo" dependen otras personas soy la primera en dar el callo. Otra cosa no, pero en la estacada no dejo a nadie.

el chico de la consuelo dijo...

1-.Me sumo a efe...
2-.Ahora una queja: "No se para que te matas, es un trabajo imbecil y no sirve para nada..." "Ya pero si te doy la razón hago dos veces el imbecil con mi trabajo y con el tuyo que me tengo que comer yo...así que no nos toquemos los guebos y hagamos cada uno nuestra parte de imbecilidad"

melón dijo...

Ah! Se me olvidó decir que el hecho de que yo no vaya al trabajo no afecta a nadie, ni a mí se me acumula nada (es realmente un trabajo imbécil y alienante de lo imbécil que es)y, además, hagas lo hagas los jefes piensan que eres un caradura y un sinvergüenza. Así que... pa´que les vamos a llevar la contraria...

Cristina dijo...

Me ha encantado esta entrada. Y no podría estar más de acuerdo.

A mí me da una rabia especial la gente que tiene en la boca lo de "es que ayer me quedé estudiando/trabajando hasta las tres de la mañana" y cosas así. Siempre me quedo con las ganas de decir: "pues no haberlo hecho, así de simple".

No me dan ninguna pena.