martes, 20 de enero de 2015

Desvarios: llamadme Dolores


Cuaderno de bitácora: llevo 13 días enferma. Enferma de verdad, sintiéndome a morir, con dolores de toda clase, agravándose mi estado con cada nueva jornada. Mis días transcurren cada vez más en mi camarote, acostada en la cama y observando por la ventana cómo el paso de las horas se refleja en los abedules (¿o son álamos?) del jardín. 

Mi estado es tan lamentable que me incapacita para leer, ver series o hablar, por lo que paso las horas escribiendo mentalmente las más brillantes composiciones que pueda imaginar... sabiendo que el brillo desaparecerá en cuanto intente volcarlas en mi cuaderno. 

Con un último aliento, he decidido dejar constancia por escrito de mi ranking de dolores. No servirá para nada, no salvará vidas pero, ¿a quién le importa?

De menos a más:

Las contracciones del parto. Años y años de terrores nocturnos imaginando dolores espeluznantes que me harían sudar, gritar y apretar con todas mis fuerzas las manos del incauto que hubiera decidido reproducirse conmigo. Me visualizaba con los ojos saliéndose de las órbitas y sufriendo un dolor extremo que se vería recompensado por el milagro de la maternidad, conocer a mi churumbel, bla, bla, blá. 

Las contracciones del parto resultaron ser algo como un dolor de regla cronometrado. Algo perfectamente soportable y sin nada de sudor ni gritos. 

Los dolores de regla. De esto ya hablé en su día y lo mantengo. Los dolores de ovarios se parecen muchísimo a tener un alien rebotando entre tus dos ovarios como una pelota de pinball mientras intenta encontrar la salida que le dará 30.000 puntos. Tratas de contorsionarte para que la encuentre cuanto antes, pero no funciona y mueres de dolor. La parte buena que hace que soportarlo sea más fácil es que sabes lo que es, sabes que se termina cuando encuentra la salida y, lamentablemente acabas acostumbrándote. La mala es que dura 40 años. 

El dolor de oídos. Un rayo te fulmina en el interior de tu cráneo y te pone los pelos de punta. Quieres creer que ha sido una alucinación, un momento, pero te encoges y te preparas para la siguiente descarga: que te fulminará. Ahí está. Es un dolor certero como un bisturí, es el epicentro de un terremoto que cuando descarga reverbera hasta llegarte a las uñas de los pies. Es un dolor que siempre asocio a la infancia, a una mano fría en la frente, a gotas y algodón, con una voz que te dice: tranquila, tranquila. Es además un arma para el arsenal de madre: no te bañes más que te va a dar otitis o no salgas con el pelo mojado que te va a dar una infección de oído. 

La apendicitis. Volvemos a un dolor que es como una copia pirata de un buen dolor de ovarios. Duele bastante pero no es insoportable. Lo malo es que no sabes qué es hasta que te aprietan con mala leche y entonces sí que duele, ves estrellas, lunas, explosiones de supernovas y agujeros negros. La parte buena es que te dan unas drogas por vía intravenosa, muy efectivas,  que te reconcilian con tu abdomen enseguida. Además, a todo el mundo le das muchísima pena y te dicen "pobrecita, ¿apendicitis? Con lo que duele". La compasión (aunque sea falsa) siempre reconforta. 

La ciática. Lo bueno de los dolores asociados al embarazo es que todo el mundo te hace mucho caso, lo malo es que no puedes drogarte. El dolor de ciática es exasperante, paralizador y te hace sentir como una ballena varada. Un dolor en el culo que te deja la pierna muerta y para el que no encuentras acomodo en ninguna postura, ni de pie, ni sentada ni tumbada. Ni siquiera funciona el siempre reconfortante acunamiento en posición fetal. 

La ciática estaba en el top nº 1 de mi ranking de dolores hasta el verano pasado, cuando fue rebasada por un dolor absurdo e inesperado (que son los que más joden). 

La picadura. Llaman a la puerta. Veo desde la ventana que es el cartero. Salgo corriendo a recoger mi carta como si viviera en 1950 (Mr. Postman, look and see, if there´s a letter in yor bag for me). ¡Ay! ¿Qué he pisado? ¿Una abeja? ¿Una avispa? Joder, que escozor. (¿Como se distinguen las abejas de las avispas? ¿duele distinto? ¿por qué todas mis dudas son entre especies que empiezan por a? ¿Estoy delirando?)

Cuando un dolor tiene síntomas externos (hinchazón, herida o cualquier otra cosa) el mundo a tu alrededor tiende a ser más comprensivo. Pero en mi entorno, la hinchazón fue considerada como una memez y el dolor asociado a ella, que me despertó esa noche con unos calambres incapacitadores en la planta del pie, considerado de baja intensidad. Como ni estaba embarazada ni tengo 7 años, me automediqué con nolotil y fui mucho más feliz... pero elevé la picadura de aguijón al nivel máximo de dolores sufridos en mi persona. 

Hasta ahora. El destino, mi hada madrina, mi ratón de la suerte y los siete jinetes del Apocalipsis han venido a castigarme por todas las veces que he pensado que el dolor de alguien no era para tanto: y me han castigado con el peor de los sufrimientos experimentados en mis 42 años de vida. 

Sufro un dolor que lo único que me permite pensar es en meterme cucharillas (no pienso en cucharillas realmente, pienso en un vaciador de verduras que tiene Molimadre en un cajón de la cocina, con mango de madera, que debe tener unos 50 años) por los ojos, para vaciarme las cuencas orbitales y acabar con esta tortura. Un dolor que me hace soñar con dos taladradoras que entren por cada uno de mis oídos y consigan romper en mil pedazos la barricada de mocos que mi organismo ha construido en mitad de mi cráneo. Un dolor que me hace fantasear con Anthony Hopkins abriéndome el cráneo y afeitando mi cerebro con una cuchilla para liberarlo de la capa verde que lo recubre. Un dolor en el que me visualizo raspándome la campanilla con una  espátula para despegar las flemas que me ahogan. (La espátula es también de Molimadre, con mango de madera, y está, llena de restos de pintura, guardada en un cajón del banco de herramientas del garaje; lo digo por si alguien quiere hacerme el favor).

Y lloro de dolor deseando que mis lágrimas sean verdes para que cese este dolor inhumano. 

Creía que los mocos eran una guarrada pero los consideraba inofensivos. Creí que eran un mecanismo de defensa hasta que hace 10 días los míos se alzaron en armas, empezaron a reproducirse y decidieron invadir mi cara. Ahora parecen querer salir fuera atravesándome la frente y rompiéndome el cráneo en mil pedazos. 

No sabía que te podía doler tanto la cara como para querer arrancártela.  

A las 20:35 cierro esta anotación de mi cuaderno de Bitácora. Dolor extremo, latido en el oído medio, cuencas orbitales a punto de estallar. Me pregunto qué pasara mañana. Viento del norte en calma. Sin luna. 


56 comentarios:

Ana María dijo...

Pero ponte buena ya! Antigripales del ejército no tiene nadie para mandarle a la pobre Molinos?

Un besote :*

Albert dijo...

Por lo que cuentas tiene pinta de ser una sinusitis agudísima. Esos mocos dominándolo todo y el dolor en la cara... Pasé una hará un par de años, aunque ni la mitad de bestia que la que te tiene martirizada.
Me ha encantado ese final estilo diario capitán Scott... Ánimo!!

Pedro Calvo dijo...

¡Que grande eres, Lola

Ana, princesa del guisante dijo...

He tenido sinusitis y tiene pinta de eso, vicks vaporup en el labio y se te aliviará muuuucho, luego un antihistamínico o mucolítico, mejor preguntes al médico y nunca mais

Anónimo dijo...

Exactamente,una sinusitis de caballo parece ser;a mí me aliviaba mucho los vahos con una solución de hierbas varias veces al día,eso sí con la cantidad de antibiótico como para tumbar a un elefante.Yo la pasé de adolescente y me iba de marcha igual,qué poco sentido.
Que salgan pronto todos esos kgs.de verdes mocos!
Sonia

Anónimo dijo...

Sinus se llama la solución de hierbas.Una cosa,no se te ocurra meterlo en el microondas.
Sonia

el chico de la consuelo dijo...

dolores de regla dolores de regla una patada en los guebos si que es dolor!!!

Estos post de enfermedades automaticamente me hacen ponerme malo!!!!

Besicos.

Voz en off dijo...

Ánimo, a ver si te pasa pronto!

Pilar dijo...

Lo siento mucho Moli, pero gana por goleada la sinusitis, yo la acabo de padecer. No mejoré hasta que no empecé a tomar antibiótico..

Anónimo dijo...

Qué dolor!!!

Siento que lleves mala tantos días, y siento que no haya naa que te cure de verdad! A ver si remite de una vez.

Yo recuerdo en uno de tus post que hablabas de tu primer parto con muchísimo dolor. Igual ya se te olvidó! Ojalá...

Al leer el post sobre la regla que enlazas, ví esa aplicación tan chula para llevar el control de los ciclos, me puedes decir cual es, por favor? No la conozco.

y por último, por l menos para mí, el dolor por excelencia, el dolor absoluto que rasga y mata lentamente, es el dolor del alma. Al que ni se le explica, ni localiza ni cura.

Ah! Y lo de chillar en los partos... Los míos fueron sin epidural ( por decisiones ajenas a mi voluntad y problemas de fuerza mayor) y te aseguro que lo último que podía hacer era chillar o gritar o apretar la mano de nadie. Solo dejarme morir. Sin fuerzas para nada más. Afortunadamente aquí estoy y sobreviví varias veces a ese dolor con mayúsculas.

Pues eso, que se te pase tu enfermedad de una vez, y salgas muy reforzada de ella, querida heroina. Una manta, un abrazo y una buena dosis de lo que más necesites. ( y para la próxima vez refuerza tu sistema inmunitario...)

molinos dijo...

Gracias a todos,

Lo que tengo es sinusitis aguda complicado con el gripazo. He empezado a tomar antibiótico y otros 4 medicamentos más. Soy una droga ambulante. Ah y he perdido mogollón de audición en un oído..espero que de manera temporal.

Anónimo, no recuerdo contar que mi primer parto fuera con mucho dolor porque no lo fue, dolores de regla fuertes,. y en cualquier caso, una mierda al lado de esta sinusitis que me dan ganas de arrancarme la cabeza.

la aplicación se llama Mydays. :)) espero que te sirva.

Gracias a todos.

Anónimo dijo...

Qué emoción que me hayas contestado! Muchas gracias!!!

Antonio Pérez Verde dijo...

Con tanto dolor podrías montar un chiringuito en la plaza del pueblo. Mejórate mucho y pronto!

Anónimo dijo...

Pues yo he tenido dolores de menstruación que son mucho más intensos que los del parto de mi hija. No sé si será que tuve un parto muy afortunado o que mis dolores menstruales son de muy mala leche. Pero los últimos casi siempre me dejan descompuesta, vomitando de dolor, retorciéndome inútilmente y sudando frío.
Entre esos y un buen dolor de muela - de cordal intentando salir contra el hueso de la mandíbula, se disputa mi primer lugar.

Peter dijo...

Cielos!!! , esto parece La montaña Mágica !!!

Mejórate!! se lo que comentas pues tengo pendiente una operación de tabique que acabo de cancelar por segunda vez con el preoperatorio ya hecho

Lola dijo...

jajajajaja, Moly siento reirme pero es que me ha hecho muchísimas gracias cómo has descrito la sinusitis y cómo estás ahora!! Es buenísimo..

Yo la padecí un verano y fue verdaderamente terrible, creo que estuve tres semanas encamada.

Deseo de todo corazón que te mejores pronto, pero hay que felicitarte porque estos días de delirios estás escribiendo unos post delirantes muy buenos.

Lola dijo...

Se me ha olvidado decir que el dolor más intenso de mi vida fue un codazo en el oído jugando a rugby ya mayorcita. Sentí que me reventaba el cerebro y la cabeza entera. Dolor seco, intenso, largooo, interminable...

Pero no he tenido partos ni apendicitis.

Bichejo dijo...

Las drogas son lo mejor de la vida, disfrútalas. Y deja de salir a pasear por la nieve, que así no hay quien se cure.

Mi peor dolor, los oídos. De lejos.

Krika Alcaide dijo...

Pero si he sentido el dolor leyéndote!! Ponte buena ya porque eso no hay quién lo aguante! 😉

Carlos Moreno Serrano dijo...

Hola Moli,

Si tienes sinusitis como las que me dan a mí, todos los consejos que te han dado no servirán de nada, minucias.

Esas sinusitis tardan un buen tiempo en irse porque los mocos están super espesos.

A mí me tuvieron que operar dos veces de vegetaciones de pequeño y he tenido otitis crónicas y perdí el oído derecho con un colesteatoma, así que sé de lo que hablo.

La pérdida de audición es temporal con la sinusitis, no te preocupes.

Estoy contigo, Moli, el dolor de una sinusitis de caballo es algo maldito, de querer morirse.

A mi mujer le dio una hace poco y era su primera vez con sinusitis, pobrecica, no sabía la que le esperaba... Pero la de ella fue poca cosa porque la pillamos a tiempo.

Bebe mucha agua y tómate un mucolítico regularmente para que poco a poco se vayan desespesando los mocos.

Eso sí, cuando llega el momento en el que pueden por fin salir por la nariz, no veas el alivio... Llorarás de alegría como yo.

Sprocket

drama mamá dijo...

Joe menudo plan. Yo apuesto por la ciática como horror. Y he pisado abejas y avispas. La ciática que baja hasta el dedo gordo y que ni un pinchazo de antiinflamatorio calma, te vuelve loca. Es como un dolor de muelas que dura 3 semanas pero del tamaño de una pierna. Ánimo!

Nueva dijo...

Me duele todo sólo con leer tu brillante post.
Como experiencia de dolor físico extremo me quedo con el parto de mi primer hijo, en el que la epidural no me hizo ningún efecto y el asunto terminó en cesárea de emergencia 32 horas después.
¡Espero que te recuperes pronto!

Yo misma dijo...

Oh! muchos besos. Que se pase pronto!

Gonzalo Viveiró Ruiz dijo...

La otitis es terrible. Y el dolor de la muela del juicio cuando choca con las otras....
Las picaduras no lo son tanto... Salvo las de peces: escarrapote, faneca brava, obispo....
Pero lo que mas duele es la moral.

Vesper dijo...

¡Vaya horror! Cuando está uno tan hecho trizas y tan dolorido se siente minúsculo y necesita que le den mimitos. Eso sí que va bien.

Para el catálogo de dolores:

- Dolor de jaqueca: como una pelota de tenis son pinchos de erizo de 10 cm metida en un cerebro de gelatina y destrozándote te pongas en la postura que te pongas. Encantador.

- Rotura de hueso: un dolor como un latigazo, tanto que marea y te hace jadear. No es la mejor forma de jadear ni de lejos, de verdad.

- Quemadura solar bestia en todo el cuerpo a la vez, con sus ampollitas y todo: lo peor de éste es que no te puedes apoyar en nada, ni de día ni de noche, y que el roce de una camiseta de algodón es como pasarte una lijadora orbital. Placer adulto.

Ánimo Moli, que ya queda un día menos de suplicio y lo peor ha pasado. Creo.

Besos

Juliet dijo...

Joder Moli, q mal rollazo!! Lo bueno del asunto, es que hay vía libre para drogas legales jajajaja

A mejorarseeeeee!!

Antonio Pérez Verde dijo...

Todavía recuerdo el poder de un opiáceo que me pusieron cuando me luxé un hombre. Fentanilo se llama jajaja!

Antonio Pérez Verde dijo...

Un hombro queria decir jajaja!

molinos dijo...

A ver, qué veo mucho cachondeo por aqui y una loa a las drogas legales. Como se nota que somos viejunos.

Ya está el listo que todo lo sabe haciendo alarde, Gonzalo y sus clases de peces.

Tomo 10 pastillas al día que me dejan un sabor en la boca entre metal y amargo. Asqueroso. Ah y me dan pesadillas.

Sigo pensando que voy a terminar mutando a superheroina. ¿me pondré el sujetador por fuera?

ELENA GARCÍA DEL FRESNO dijo...

Me encanta tu ranking de dolores. Yo tb me imagino sudando e insultando a la matrona que me atienda cuando vaya ser mamá. Ponte buena pronto!!!

Pásate por mi blog

http://pensando-de-mas.blogspot.com.es/2015/01/desmitificando-que-es-gerundio.html

FDO. LA CHICA DEL COLLAR DE COLORES

José Luis Ríos Gabás dijo...

Bueno, quizás tu estado no te incapacita para oír, más que escuchar, según qué clases de música, esa que no escucharías en ninguna otra ocasión. Prueba, y mejórate, claro.

Un abrazo

Anónimo dijo...

Te imagino en plan Elastic Girl.Con el maillot rojo salpicado de cerebros y anteojos negros.Te pega mucho.
Sonia

molinos dijo...

Ey...la chica del collar de colores!! Me acuerdo de ti. En cuanto pueda me paso..

Gracias José Luis, ahora mismo no escucho nada de música. ni lo había pensado. ¿alguna sugerencia?

¿cerebros y anteojos negros? parece más de supervillana.

Gracias a todos.

baronesa noseque dijo...

Hola Molinos,

Como llego un poco tarde a los comentarios decirte que yo te veo como una super-heroína pero con un trasfondo "oscurillo".
Tuve una vez una rinitis, no es una sinusitis pero el dolor me cogía todo el lado derecho de la cara, con la alegría que me caracteriza pensé, como es lógico, que mis días llegarían a su fin pronto y de la forma menos elegante (por estallido de cara generalizado).
De pequeña tenía sinusitis y estoy operada de vegetaciones pero se me ha olvidado.
Un dolor horrible que recuerdo: me retorcía y lloraba con seis años, en el hospital de París creyeron que tenía apendicitis, resultó un empacho...
¡Ponte buena!
Un abrazo,
La Baronesa Noséqué

baronesa noseque dijo...

Corrijo una frase incompleta: "en el hospital de París creyeron que tenía apendicitis, resultó que tenía un empacho..."

Anónimo dijo...

dolor, dolor, lo que viene siendo el dolor más doloroso que he sentido: una fisura anal. Hala, carnaza pa la basca.

na que ver con otitis, migrañas, patada en los huevos ( bueno, esta se acerca ), dolores de muelas, contracturtas, etc

Mayanoboken dijo...

Tu lo que quieres es que te demos mimines!!! Creo que tus drogas no son lo suficientemente fuertes. Si en medio de ese dolor, conservas el buen humor y las ganas de escribir un post, tan mal no estás Molinos!!! Espabilando.

Fuerza Moli.

Amaya

NáN dijo...

Con toda sinceridad: mi empatía hacia tu estado baja mucho cuando el resultado de tu dolor es un texto que me da dolor de vientre por lo que me hace reír.

No puedo destacar nada porque todo está repleto de frases brillantes.

(y el error de la "e" por la "o" de Antonio Pérez Verde... de antología).

ELISA dijo...

Lo peor estar enferma y con dolor. Lo mejor de lo peor estar en camita y que sientas el afecto de los que te cuidan. Intuyo que es así y pronto empezarás a notar mejoría. Petonets!

saraolenchero dijo...

Nada como una ampolla de Nolotil bebida. Te agarras un colocón y se te olvida el dolor.

Muxus

Nisi dijo...

Hace unos años tuve sinusitis y creía que los ojos se me salían de las órbitas. Qué dolor más terrorífico. Yo estas Navidades tuve una faringitis con unos dolores que no había tenido en mi vida. Creo que al hacerse mayor, todo duele más.
Ánimo, yo empecé el 24 de diciembre con una faringitis y aún siento los mocos paseándose por mi garganta como si fueran su casa. Y creo que he vuelto a recaer. Me asustaron con "cuidado que no te bajen al pecho", "cuidado con que no te pasen al oído", "cuidado...". ¿Cómo narices se evita eso?
En fin. Drogas. A tope. Ánimo.

Tita dijo...

Parece sinusitis de las de antibiótico. El santo enloquece y lo describe como tú, pero seguro que ya estás en tratamiento.

Animo

Pd. Joder, qué partos más buenos ¿no? solo he querido llorar de dolor por eso...y mira que el de muelas es malo también!

Antonio Pérez Verde dijo...

Ya sabía yo que alguien iba a nombrar mi error de la "e" por la "o" jeje!

Por cierto Moli: "el dulce gatito parece una bola de piel... ������"

Dacia dijo...

Molí.... Deseo de todo corazón que vayas recuperandote. Y que esa asquerosa sinusitis se largue de una vez. Da una pena leerte en estos posts....

molinos dijo...

Baronesa, me encanta lo de heroína con un trasfondo "oscurillo"...no voy a preguntar como de "oscurillo". Entre apendicitis y sinusitis prefiero apendicitis...claramente.

Anónimo, ¿fisura anal? No quiero saber más. He de decir que en la versión del post de mi cabeza estaba el dolor de muelas pero se me olvidó al final. De todos modos como el dolor de muelas muestra hinchazón computa como enfermedad que da compasión "hala, tienes un flemón, pobre", nadie dice "hala, tienes muchos mocos, pobre".

Amaya, lo de escribir contra viento y marea es otra enfermedad, te lo aseguro. Gracias, esta tarde ya estoy un poco mejor...a ver si sigo así.

Nán, si te hago reír me alivia el dolor. Tienes que conocer a Antonio y su blog dónde explica cosas del universo de las que a mi me dan vértigo cósmico, te gustará.

Gracias ELISA, he empezado a mejorar...poco a poco.

Saraolenchero, ¡viva el nolotil! es una droga buenísima y te juro que si hubiera tenido me habría bebido 2.

Nisi...¡alguien más que me entiende! Entenderás perfectamente la sensación de querer meterte cucharillas por los ojos para vaciar....es horroroso. Cuídate.

Tita, te aseguro que es de enloquecer, yo jamás había tenido y he flipado. Me recetaron el antibótico el lunes y hoy después de 48 horas por fin mejoro algo. ¿Estás disfrutando de la nieve?? Aquí está precioso todo nevado.

Antonio, no me hagas adivinanzas que estoy dopada. ¿Qué gato? Por qué? los odiooooo...Seguro que es algo de mucho descojone que te veo venir...XD

Gracias Dacia...si da pena leerme tendrías que haberme visto. Me llegan las ojeras al cuello.

Mil gracias a todos, sois los mejores lectores de blog del mundo.

Mil violetas dijo...

Cierto eh? He padecido muchos de los dolores que has nombrado y son realmente dolorosos. Espero que te mejores pronto !! Un abrazo.

Antonio Pérez Verde dijo...

¿Me estás diciendo que no conoces "dulce gatito"?
http://youtu.be/Ez6QLCulkDs

baronesa noseque dijo...

Hola Molinos,
¿Dulce gatito... no es lo que Penny le canta a Sheldon en la Teoría del Big Bang cuando se pone malo? Yo lo he interpretado así.
Que te sigas mejorando.
Un abrazo
La Baronesa noséqué.

molinos dijo...

Antonio y Baronesanosequé....en mi desvelo de esta noche lo he recordado....a mi nadie me canta eso XDDD pero vamos que casi mejor.

Aprovecho para deciros que estoy incomunicada por la nieve.

Pablo dijo...

El pinchazo de la anestesia en el dedo pequeño del pie es lo más doloroso que he experimentado en mi vida. Según te pinchan sientes como se alejan de ti un par de meses de vida y notas cómo los cabellos te encanecen. Terrible.

Anónimo dijo...

MOOOOOLIIIIIII,mira lo que he encontrado para tí:
Roy Orbison-Oh,Pretty Woman(Black & White Concert).
Sonia

Tita dijo...

Me alegro que vayas mejorando.

Aquí está precioso...y peligroso!!! La verdad es que la poca nieve en dias laborables, no mola. Mola en finde y cuando no hay obligaciones ;)

Cuidate mucho!!!

Diva Gando dijo...

Pobroooooooonaaaaaaa! Pobrooonaaaaaaa!

María dijo...

Mucho ánimo . Espero que te recuperes pronto pero veo que tu lucidez sigue intacta . He padecido sinusitis y es terrible . Además de antibiótico mucolítico etc me alivió mucho hacerme vahos con Sinus ( hasta me compré un aparato para ello) .
Escucha música te recomiendo Ludovico Einaudi (cualquiera) .
Ah , y la sordera es temporal
Un saludo María

María dijo...

Espero que estés mejor. No sé si se ha publicado lo repito . Padecí sinusitis , los vahos con Sinus me aliviaron también ademàs de la medicación . La sordera es temporal , me pasó también . Y te recomiendo que escuches a Ludovico Einaudi ( cualquier pieza) .
Un saludo.

Ben dijo...

Curioso, yo tengo un dolor intenso en la sien derecha, detrás del ojo derecho y oigo latidos en la oreja, especialmente de noche, pero todo el rato. El dolor a veces me da en toda la cabeza y es como se me fuera a partir. Todo apunta a una malformación arteriovenosa, según los especialistas. Ánimo, que en el dolo nunca estarás sola.