lunes, 8 de septiembre de 2014

Ensayo (absurdo y prejuicioso) sobre "el cantautor".


La palabra "cantautor"  automáticamente crea en mi cabeza (y en la de casi todos) la imagen de un tío con una guitarra sentado en una banqueta, entonando una canción de amor desconsolado. La imagen es en blanco y negro. Cuello vuelto o camiseta. 

¿Cómo se hace un cantautor? ¿Nace o se hace? 

Con mi mente calenturienta me pongo a imaginar absurdeces. 

Imagino al cantautor de turno en su más tierna infancia con su guitarrita, escuchando a Bob Dylan y tocando canciones de misa o de boy scouts. Le imagino viniéndose arriba un día y tras haber traducido un par de temas de amor de Police y comprobar que la vecina no le hacía caso, lanzarse a escribir una canción. 

Ya tiene la canción y ¿ahora qué? 

Hasta aquí no es cantautor, es un tío con una guitarra que ha escrito una canción. Todavía puede ser líder de una banda. 

Aquí justo está la encrucijada: el camino de la derecha lleva a tener un grupo con colegas para hacer el memo y el camino de la izquierda lleva a comprarte una banqueta dónde nunca estés cómodamente sentado. 

Los que van directos a la sección de banquetas de Ikea son los que no tienen amigos. 

En mi hilo de pensamiento absurdo, digo adiós a los líderes de bandas y me quedo con los que tienen una guitarra, una canción y no tienen amigos y voy más allá. 

¿Por qué no tienen amigos a los que abrasar con su canción y su plan maestro de formar un grupo musical?

Aquí tenemos otras dos opciones, (vale, puede haber mil opciones pero es mi hilo de pensamiento absurdo y lo manipulo como quiero)

Opción una que encaja con el estereotipo de cantautor; nuestro héroe es un brasas. No tiene una sola canción, tiene 2500 tonadas sobre amor no correspondido, sobre amor consumado, sobre la paz en el mundo, sobre el medio ambiente y sobre la crueldad de la vida. Tuvo amigos pero los perdió por pesado porque todas esas canciones han salido de su impresionante vida interior que se empeñaba en contar en los corros del patio, los fuegos de campamento (todos los cantautores han hecho fuegos de campamento...aunque fumaran porros en vez de cantar canciones de misa), tomando copas y en las barbacoas. 

Opción dos. Nuestro héroe se cree lo más de la creación. Tiene amigos y los valora pero no lo suficiente como para que le acompañen en la gloria que sin duda le acarreará su genio musical. No quiere ser el líder de una banda, no quiere que le hagan coros (a no ser que sean muy muy al fondo del escenario y escasamente iluminados), no quiere tener que discutir el orden del set list o ¡quien sabe!, lo mismo hace una banda y por alguna extraña carambola del destino el bajista es más alto, más guapo y más listo y la banda acaba deshaciéndose con gran disgusto de sus fans y él acaba sólo y sin banqueta. Nuestro héroe es muy precavido. 

¿Qué efecto provoca un cantautor? 

En mi, (repito que es mi bucle absurdo) hay dos opciones: pereza mortal que me da ganas de torturar y asesinar o amor absoluto, desinteresado, sin medida ni criterio. 

Los que me provocan amor absoluto y descontrolado cantan en inglés. Esto es así, pueden ser unos cursis redomados, de hecho algunas de sus letras sólo las murmuro porque hasta en la más absoluta de la soledades hay cosas que me da vergüenza decir (a ti, no) pero a mí me flipan. 

Los de la pereza mortal cantan en español y me resultan cansinos hasta el infinito. He desarrollado un "dedo gatillo" que hace que si por casualidad saltan en la emisora de radio que tengo de fondo en el coche, mientras cocino o dónde sea tarda medio segundo en cambiar de emisora. 

¿Todos los que cantan en español me dan ganas de hacerme profesional de la introducción de cañas bajo las uñas de las manos? No. 

Los identificables con una sola palabra, su apellido normalmente, pueden gustarme más o menos pero no me dan cansancio vital: Sabina, Serrat, Loquillo (este es un poco líder de banda), Ariel...

Todos los demás, los de nombre y apellido, me hostilizan. (Vale, Antonio Vega es la excepción que confirma la regla pero también era un líder de banda con quizás demasiados amigos) 

¿Cómo son las canciones de un cantautor? 

Muy parecidas. Digamos que el mundo del cantautorismo no está tocado por la varita de la originalidad y yo lo entiendo. Subirte solo, a sentarte incómodo en una banqueta, con la guitarrita como único escudo (los que tienen un piano son de otra liga) frente a un público entregado u hostil es una tarea para valientes. Si resulta que has dado con un estilo que hace que la gente te aplauda, compre tus discos y te haga ligar...habría que ser muy tonto para cambiar de estilo y arriesgar. ¿Para qué? A lo sumo, se contrata una banda profesional controlando que no sean ni más altos, ni más guapos, ni más listos, ni con más carisma ni que canten mejor que el cantautor y se hace un disco "más potente" con la base de las mismas canciones. 

Con todo esta teoría muy prejuiciosa y absurda sobre los cantautores el viernes me "liaron",(me amenazaron de muerte y con maldiciones varias sobre mi vida sexual) para ir a ver un cantautor español de los  de nombre y apellido y que cantaba sentado en una postura tan incómoda que pensé que a él también le habían amenazado con matarle si no daba ese concierto. 

Con todos mis prejuicios y mi pereza mortal y pensando en palillos me senté contra una tapia de piedra a escuchar ese concierto y...me gustó. 



"Princesa sientes la fuerza, estoy seguro cuando mi espada laser entra en tu lado oscuro" 

Me reí. Risa con un cantautor, una nueva experiencia. 

- Moli, ¿has visto que guapo es?
- No, no me he traído las gafas y veo una camiseta gris que sujeta una guitarra. 
- ¿A que te ha gustado?
- No ha estado mal.
- Pues le he hablado de ti y de tu blog. Ven que os voy a presentar. Rafa, Moli. Moli, Rafa. 

Me pregunto qué pensarán los cantautores de las blogueras que saludan y se quedan sin nada medianamente inteligente que decir.  

24 comentarios:

belen dijo...

Perfecta descripcion de lo que yo llamo "los cansa almas", uff me producen una pereza infinita.

Bichejo dijo...

Según leía no podía dejar de pensar en este chiste, es horrible pero me parto

- Papá cuéntame otra vez...
- Uno, eres uno. Pero pesado como veinte.

Anónimo dijo...

para mí santiago auserón dejó de ser líder cuando pasó a ser juan perro y ,en general, se puso muy plasta.

Luxindex dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
iraidetalavera dijo...

He estado escuchando a Rafa Pons y algunos de sus acordes me recuerdan bastante a Fito y los Fitipaldis. :)

También me ha tráido a la cabeza algunas de las rimas del cantautor Riki López, que no tienen desperdicio.

Muy bueno el chiste de Bichejo, y eso que me encantan las canciones de Ismael Serrano.

Un abrazo!

Iraide

Hans dijo...

Rafa Pons es bueno
Quique gonzález, en eléctrico, es buenísimo (creo recordar que no te gusta).
Ayer estuve junto a Los Molinos. Mola la zona. Montón. :)
Besos.

Ther dijo...

Jajaja... Me he partido con el chiste de Bich, y mira que me encaaaanta Ismael.

Rafa Pons es de la nueva horneada de cantautores. Y te aseguro que lo de reírse con un cantautor no es ninguna novedad, ¿eh? Muchos tienen su chispa en el escenario; te lo dice una, que es fan fatal del género.

¡Mira que si te acaban gustando! :P

NáN dijo...

Los llamo cansautores.

Una vez cada tres años, una encerrona de la vida me obliga a soportar un concierto, para el que consumo un güisqui cada 4 canciones.

Anónimo dijo...

el pollo este es Sergio dalma teñidas las canas y que dice palabrotas y que se va de putas.

en fin.

bruixaveriada dijo...

Bueeeeeno, que generalizar es malo malísimo..... A mi si que me gusta, mucho, Quique González y, sin embargo, Sabina me cansa, y mucho (aunque se que voy a levantar ampollas).

En general, ahora hay más cantautores electrónicos (lo que se agradece porque la guitarrica sólo es muy limitado) pero, en general, lo importante no es que cante uno sólo o en compañía, lo importante es que te guste lo que hace. Ya sabes "something hurts more than cars and girls".

Jesús Miramón dijo...

Epílogo: Autotango del cantautor

(Luis Eduardo Aute)

Qué me dices,
cantautor de las narices,
qué me cantas con ese aire funeral.
Si estás triste,
que te cuenten algún chiste,
si estás sólo,
púdrete en tu soledad.
Vete al cine,
cómprate unos calcetines,
date al ligue,
pero deja de llorar,
o es que acaso,
yo te canto mis fracasos,
sólo vengo a echarme un trago
y aún te tengo que aguantar.

Qué tortura,
soportar tu voz de cura,
moralista
y un pelito paternal.
Muy aguda,
hay que ver la mala uva
de esa letra que te acabas de marcar.
Qué oportuna,
inmunizas cual vacuna,
y aún no sabes
un par de cositas más;
que me duermo,
que me aburres con tus versos,
que me pones muy enfermo,
por favor no sigas más.

---

:-)

Elba Ticano dijo...

Tienes que escuchar a Riky lópez. Sin lugar a dudas. y bueno si te valen los cantautores que van de dos en dos a los Gandules. Suelen venir por el Galileo o la sala Clamores.

Ariadna Valdés dijo...

Hace más de 10 años, yo pensaba igual, para mí un trovador o cantautor, era lo más de hueva del mundo, sólo un güey con su guitarrita, y era para morirse, MORIRSE.
Después, me enamoré de uno, y la música entró en mis oídos y gustos. Ahora, soy gran fan de la trova y los cantautores, pero, como en todo, tengo mis gustos e intransigencias. Me fascina Sabina, Silvio cuando estoy de humor, algunas de Alejandro Filio, igual de Edgar Oceransky, Frank Delgado, pero mi favorito favorito favorito, es Pedro Guerra. Su voz es maravillosa, parece que susurra a tu oído cosas hermosas...
Si quieres, puedes buscar un cantautor cubano que te hace reír y reír. Se llama Virulo, completamente recomendable :)
O, apoyar tu moción y escuchar "los trovadores no saben na' de la vida", de Frank Delgado.
Lo irónico es que ahora que a mí me gustan, se me ocurrió hacerme novia de un tipo al que le parece lo más horrible de este mundo. Prefiere que lo torturen quemándole los pies que escucharlos...

saraolenchero dijo...

Por no hablar de los "cantautores" de la periferia que un día casi me engañan como por ejemplo

Anónimo dijo...

Creo que a mí,como a ti,también habrían de haberme amenazado de muerte para hacerme ir a escuchar a un cantautor español con nombre y apellidos...Y creo que aún con esta predisposición,al final,igual me encantaba...
Sonia.

Rafarrojas Rojas dijo...

1. He entrado en su casa para cotillear y me ha encantado, desde el salón a la cocina (entré de rebote y por cotilla desde el pasillo de Speedygirl).
2. Tengo esa tontería de colonizado que hace que prefiera lo de fuera (yanki, británico, italiano, francés, belga...) a lo patrio propio, y durante mucho tiempo la gente folk de acústico y rasgueo de guitarrita ha sido mi favorita (desde James Taylor a Neil Halstead). Pero de vez en cuando disfruto con Javier Bergia o más recientemente con este de Vigo, Xoel López (con nombre y apellidos). Me encantaba la Mandrágora más de lo que me han gustado por separado sus intérpretes y de Serrat, reconociéndole el nivel, me quedo con lo que hizo cuando yo no oía música.
En fin, que espero volver por aquí, porque ha sido un placer.
Un saludo hasta entonces.

drama mamá dijo...

Conoces esta canción?
https://m.youtube.com/watch?v=PrEJ5eXva4g

Letra y traducción

http://www.traduceletras.net/es/llach-lluis/que-tinguem-sort/467668/

Gordipé dijo...

Yo tengo mi propia definición de cantautor: es el brasas.

Todos los que se suben solos a cantar con su guitarrita o su pianito, o con los instrumentitos unplugged de otros no son cantautores, sólo los brasas.

Últimamente he visto muchos conciertos de tíos (porque casualmente han sido tíos) solos en el escenario, con sus propios temas, y su guitarrita, su armónica (EL HÓRROR, que las odio) y no han sido cantautores. Porque no han sido brasas,

Espero haberme explicado bien.

Cande dijo...

Acaba de empezar a sonar Rafa Pons en el spotify...

(mi padre dice que esos cantautores, los que no te gustan, "aburren a las piedras"...qué le voy a hacer! a mi me encantan!)

un abrazo!:)

Anna JR dijo...

Por una vez y sin que sirva de precedente, no estoy de acuerdo. Será un cantautor por que es el autor de lo que canta. Y ya. Pero es que rebuscando por ahí he visto esto y me he quedado flipada (https://www.youtube.com/watch?v=_60DSrQecbU) Espero que después de conoceros no lea los comentarios de este post. 'Tú gastabas mi dinero, yo me corría primero'es sólo uno de los versos sublimes del tema Malaputa. ¿Y los dos amigos detrás haciendo el brikindance? Vamos, hombre. A todos los cantautores les han puesto los cuernos y ellas serían muy merecedoras del odio eterno del cornudo, fenomenal, pero este tío no piensa en otra cosa que en putas y en malasputas. Joder, como los niños que se emocionan diciendo palabrotas puta-puta-puta-puta. Prefiero oir al Robe de Extremoduro (cantautor con banda) diciendo puta o golfa que a este. ('me subo a lo más alto de la locura,
me encuentro a mi princesa hablando con la luna
echándose carreras a ver quién es más puta'.) Nada, que no me ha gusta.

También es verdad que yo soy una tía antigua y para mi cantautores son Serrat, Aute, Pete Seeger, Joan Baez, Leonard Cohen y para los seres humanos que hablamos otra lengua además del castellano, pues Raimon, Ovidi Montllor, Lluis Llach... Llach es un poco soporífero pero tiene, mejor dicho, tuvo su rollo.

Además, no tiene nombre de cantautor. Tiene nombre de compañero mío de trabajo.

¿Guapo?. No está mal.

Anónimo dijo...

Gracias Moli, me ha encantado Rafa Pons, un gran descubrimiento

Anónimo dijo...

En los orígenes te falta que el embrión de cantautor destroza canciones de Silvio Rodríguez. Y seguro que no conoces la depravación del cantautor: http://es.wikipedia.org/wiki/Jos%C3%A9_Francisco_C%C3%B3rdoba

https://www.youtube.com/watch?v=ZYnZlBNvZUU

Laura von Atomarporkulen dijo...

" y el camino de la izquierda lleva a comprarte una banqueta dónde nunca estés cómodamente sentado."

¡¡¡JAJAJAJAJAJAJAJAJA!!! Se me saltan las lágrimas. Eres grandísima.

Fran Rodríguez dijo...

A mí me gusta mucho la música de Andrés Suárez. No sé si lo conoces, pero aquí te dejo la sugerencia, Moli. :)