domingo, 8 de abril de 2012

UNA DOCENA DE LIBROS PARA VIAJAR APRENDIENDO SIN MOVERTE DEL SOFÁ




Las guías de viaje son útiles cuando vas a visitar algún sitio. Tienen su razón de ser, decirte hoteles que no podrás pagar, hoteles que sí puedes pagar pero que están lejísimos o en los que no encuentras habitación, recomendarte restaurantes secretos que por supuesto han dejado de ser secretos desde que aparecieron en la guía y aconsejarte actividades que casualmente se celebran de enero a septiembre y tú vas en octubre. En cualquier caso, sirven para hacerte creer que sabes a dónde vas, que sabes por dónde te mueves y para guardar las entradas de los sitios que visitas con la idea peregrina de hacer un diario del viaje cuando vuelvas a casa.

Los libros que recomiendo en este post no son guías de viaje, pero sirven para conocer los lugares de los que hablan. Para conocerlos de verdad, para aprender de su historia, de sus costumbres, de su cultura, de su gente, para aprender incluso lo que no quisieras saber. Son amenos, entretenidos, instructivos, divertidos, escalofriantes a veces…te hacen a reír a carcajadas y también derramar lágrimas. Y todo eso sin salir de tu sofá. No se puede pedir más.


1.Ébano de Ryszard Kapuscinski

Para mi gusto la mejor obra del periodista polaco. Un acercamiento al continente africano para completos desconocedores del tema o para iniciados. Kapuscinsky a través de su experiencia como periodista en los países africanos,desgrana a través de anécdotas, historias y reflexiones las distintas realidades de países como Sudán, Etiopía, Rwuanda, Liberia, Sierra Leona. Conmovedor, entretenido, didáctico y en muchas ocasiones espeluznante.

2. El Imperio de Ryszard Kapuscinski

En esta ocasión el bueno de Ryszard te lleva a conocer la Unión Soviética desde su primer contacto con ella en 1937 cuando el Ejército Rojo entra en Polonia y a través de distintos viajes realizados durante toda su vida. Kapuscinski te lleva a las repúblicas de nombre impronunciable que difícilmente situarías en un mapa y cuenta historias que sencillamente te dejan sin palabras.

3. En Siberia de Colin Thurbon

El escritor británico realiza un viaje atravesando Siberia desde los Urales a Vladivostok, la mayor parte del trayecto en el mítico Transiberiano. Siberia es una gran desconocida, una extensión enorme de territorio alejado de todo y de todos: un mundo desconocido. Muy entretenido, proporciona muchísima información y además trae un mapa que es fundamental en este tipo de obras. Muy recomendable.


4. En las antípodas de Bill Bryson

¿Qué sabes de Australia? Nada. Canguros, aborígenes y la Ópera de Sidney. A esto se reduce generalmente lo que sabemos de las antípodas. Bryson realiza varios recorridos por el continente anotando todo tipo de anécdotas, historietas, encuentros con personajes curiosos y reflexiones personales. Aprendes sin darte cuenta y se te saltan las lágrimas de la risa. Brutal.

5. Menuda América de Bill Bryson

Bryson reconstruye en este libro los viajes de vacaciones que hacía con su familia en su niñez. Recorre Estados Unidos en coche reconstruyendo la historia de América a la vez que rememora sus anécdotas de la infancia. Es un libro que ayuda muchísimo a comprender el modo de ser de los estadounidenses y es también tremendamente divertido.


6. Historias de Enric González

Un libro para todo aquél que vaya a ir a Nueva York, haya ido o crea que jamás va a conocerlo. El corresponsal de El País en esta ciudad durante varios años escribe un libro a medio camino entre la guía de viajes y el diario de su estancia. Emocionante, divertido, íntimo y acogedor. En mi opinión, el mejor de Enric.


7. Historias de Londres e Historias de Roma de Enric González

Enric escribe sobre su estancia en estas dos ciudades dónde también ha trabajado y vivido. Unas colecciones de relatos, anécdotas, curiosidades, experiencias y opiniones que resultan a la vez interesantes y entrañables. Al terminar quieres coger un avión y viajar y a la vez escribir a Enric y ser amigo suyo.

8. Gente remota de Evelyn Waugh

Diario o notas biográficas del autor inglés cuando viajo a Etiopia con motivo de la coronación de Haile Selassi I en 1930. Waugh con humor y visión inglesa disecciona la realidad del país y posteriormente de Yemen, Zanzíbar, Uganda, Congo y Sudáfrica. Es una crónica periodística de una época que desde 2012 parece casi inventada.


9. Mala tierra. Viaje por los yermos de Montana de Jonathan Raban

Raban es un escritor inglés que se traslada a vivir a Seattle en la costa oeste de Estados Unidos y se siente atraído por las llanuras de Montana. Sigue la línea ferroviaria de la Milwaukee Road que recorre el estado de este a oeste, contando la historia de ese estado. Es lectura calmada, triste y muy apegada a la tierra. Consigue que el lector se sienta en mitad de esas llanuras.

10. La ciudad de los ángeles caídos de John Berendt

Partiendo del incendio de La Fenice y su posterior reconstrucción, Berendt recorre la ciudad conociendo a sus gentes, los venecianos y los que llegaron y se quedaron. Historias de la ciudad y sobre la ciudad. Es un estilo muy frio pero que consigue transmitir el pulso de la ciudad y su peculiar condición.

11. Ventanas de Manhattan de Antonio Muñoz Molina

Un paseo por Nueva York. La ciudad vista desde la ventana de un hotel en una primera visita. Nueva York en los primeros paseos cuando la ciudad sale a tu encuentro, Nueva York en la emoción del amor, Nueva York como música de jazz, Nueva York desde sus habitantes y sus historias. Es casi como estar allí.


12. Mi familia y otros animales de Gerard Durrell

Para terminar, un clásico del humor inglés. La vida de la familia Durrell cuando deciden dejar Inglaterra para instalarse con toda su flema inglesa en la Isla de Corfú. Un retrato familiar pero a la vez un descubrimiento de Corfú, su historia, sus gentes y sus animales, por supuesto. Muy divertido. Un libro que te alegra la vida.

Las guías de viaje se leen cuando ya sabes a dónde quieres ir. Estos libros de viajes, por llamarlos de alguna manera, una vez leídos hacen que desees visitar esos lugares o que decidas que jamás pondrás un pie allí.

Republicado con permiso, cortesía de Unadocenade.com

25 comentarios:

Elena Rius dijo...

Enric González forever, desde luego. En tu lista echo de menos a Patrick Leigh Fermor. Pero ya entiendo que es imposible citar todas las obras que lo merecerían.

NáN dijo...

Síles y leídos 7 y 12.

Gran fiesta me preparas, siendo lector de sofá.

Llega un momento en la vida en que entiendes que el Aleph no puede encontrarse fuera de un círculo de 1 km de radio cuyo centro está en tu dormitorio.

Alber dijo...

De esos solo me he leido "Ebano", un gran libro. Tambien conozco a Bill Bryson, es un cachondo total. Me apunto varios títulos, porque me gusta mucho esta literatura de viajes. Mi preferido, escritor al que adoro por su pasión viajera, es Javier Reverte. Todos sus libros de África son maravillosos y aprendes mogollón. Es tambien muy bueno su título "Corazón de Ulises", en el que hace un viaje por Grecia, Turquía y Alejandría. Me atrevo tambien a recomendar un libro realmente divertido y que, en parte, tambien es una pequeña "gastroguía" de viajes por Francia. Se llama "LECCIONES DE LA BUENA VIDA. AVENTURAS CON CUCHILLO, TENEDOR Y SACACORCHOS", del gran Peter Mayle. El tío recorre Francia visitando festivales gastronómicos y de verdad, te descojonas con el, es sensacional. Ya puestos con este tío, si alguno lee este libro, se enganchará y deberá leer "Hotel Pastis" y "Un año en Provenza". Recomendable!!

Ana María dijo...

El 6 y el 12. El 12, además, es como de mesilla, lo releo cada cierto tiempo, y es como estar en casa :D

Sin ser exclusivamente "de viajes", es decir, un extranjero que ve desde otro punto de vista, la trilogía de El Cairo de Naguib Mahfuz también recrea, con mucho lujo de detalles, esta ciudad en el primer tercio del siglo XX.

Un besazo!

Mi Álter Ego dijo...

Conocí a Gerald Durrell gracias a mi madre, que es bióloga y adoraba sus libros. Los leí de pequeña y me encantaron!!! Un beso.

Gww Wonder dijo...

Tengo pendientes los de Enric González.... ganas de empezarlos ya mismo.

Modestino dijo...

Me he leído cuatro de ellos y confirmo su excelencia: los dos de Kapucinski, la Historia de Roma de Enric González y las ventanas de Manhattan ... me has animado y voy a por el de Waugh.

NáN dijo...

Mmm, lo del "Hotel Pastis" me tienta. Leerlo en verano en una terracita (situada dentro del círculo benéfico) con copas de idem me parece una pasada

Hans dijo...

Siles (tenidos y leídos) 6, 8, 11 y 12. Evelyn Waugh es uno de mis escritores favoritdos; Gente remota es contundente, pero ni siquiera la que más (en relación con el mundo en general y con África en particular). Y el 6 es un libro que invariablemente vinculo contigo.
(NáN, pugnetero, no digas esas cosas, que estoy de bajona y para navegar por ella fabulo con un Aleph suficientemente remoto ;-D)
Alber, anoto también tus sugerencias. Ese Mayle, a quien por cierto no conocía, apunta maneras.

El niño desgraciaíto dijo...

Una recopilación de libros de viajes que no incluye a Mark Twain no solo merece poco respeto, sino incluso un poco de desprecio. Mencionaré solo siguiendo el ecuador, A Tramp Abroad y el de peregrinos en Tierra Santa.

Por supuesto que podría poner muchos más, y de hecho tengo un post sobre el tema. El de badlands lo tengo desde hace años, pero nunca me he decidido a leerlo...

Me apunto varios a pesar de mi enfado ;-)

Anniehall dijo...

Pues me apunto varios. Creo que el primero el de Muñoz Molina para terminar con empacho de NY. Que acabo de terminar el de su santa (que recomiendo muuuucho) y estoy ahora mismo con las Historias de Enric. Acabo de empezar pero tengo muy buen recuerdo de las de Londres y por ahora no las supera, en mi opinión.

Portorosa dijo...

Oh, gracias infinitas. Me atrae mucho este tipo de lectura.

Me compré, finalmete, las tres Historias de Enric, en un solo tomo. El de En Siberia, ya sabes, descatalogado perdido...

Tomo nota y con seguridad leeré más de uno. Un beso.

Pep dijo...

Pues mira el número 3 no me lo he leído.. sino que lo he hecho... a poco de caer el muro. Recomiendo el viaje en invierno, cuando los abedules plantados a lo largo de las vías no tienen hojas y dejan ver las aldeas semisepultadas en la inmensa nieve detrás... los ríos convertidos en autopistas y en cada estación el revisor (hay uno por vagón) quita las estalagmitas de hielo de los ejes de un martillo mientras se recargan de carbón las calderas de cada vagón. El frío es tan intenso y seco que crepita bajo las suelas....

La sastra dijo...

Qué triste, sólo he leído "Mi familia y otros animales"!! El primero que leí en el instituto fue el tercero de la trilogía, "El jardín de los dioses", gracias a la peor profesora de literatura de la historia de la humanidad (pero al menos me dejó eso), y sí, los he releído varias veces, y sí, quiero conocer Corfú. Me apunto los de Enric González.

Rísquez dijo...

Enric González es un auténtico crack...Lástima que no vaya a haber un "Historias de Jerusalén". Del resto, quitando el de Durrell que me lo leí de chaval, tomo nota para aprender sin moverme del sofá. Un saludo.

Hermano E dijo...

Pues yo no he leído ninguno de los propuestos (prometo subsanarlo en breve).

Aunque no estoy tan leído como Moli y algunos de los comentaristas, me gustaría recomendar e incluir en esta categoría El Cielo Protector de Paul Bowles, que no es sólo el libro de un viaje: tiene frases como la siguiente que tendríamos que enmarcar para tenerla presente a diario en el corto viaje que es nuestra vida:
“La muerte siempre está en camino, pero el hecho de que no sepamos cuando llegará parece restarle finitud a la vida. Lo que odiamos tanto es esa terrible precisión. Pero como no sabemos, nos toca creer que la vida es un pozo sin fondo. Sin embargo, las cosas ocurren solo un determinado número de veces, en realidad, muy pocas. ¿Cuántas veces más recordarás cierta tarde de tu infancia, una tarde que forma una parte tan entrañable de tu ser que ni siquiera puedes imaginar la vida sin ella? Quizá cuatro o cinco veces más. Quizás ni eso. ¿Cuántas veces más verás salir la luna llena? Quizás veinte. Y sin embargo todo parece ilimitado.”

NáN dijo...

Hansito, es que todavía eres muy joven y piensas que detrás del horizonte las cosas están mejor. Para la bajona, la cantidad justa de pastís ayuda mucho.

Niágara dijo...

Aunque la lectura de viajes no sea mi favorita sí que debo destacar "A través del desierto y de la selva" de HENRYK SIENKIEWICZ, El Abisinio de Rufin, todos los de Durrell (no me he reído tanto con ningún otro autor), Los secretos de Roma de Corrado Augias. Siempre me han encantado las correrías de los personajes de Twain. Aunque McCall Smith no escriba de viajes, sus historias consiguen trasladarme sin esfuerzo a Botswana y a Edimburgo. Buen post, la verdad es que resulta difícil escoger sólo una docena.

JuanRa Diablo dijo...

Ya les he puesto el ojo a un par de títulos que me atraen. Prometo comentar impresiones cuando los lea.
Ah, y me has descubierto una página interesante con "Una docena de..."
Gracias :)

ana dijo...

Leídos los de Kapuscinski, los de Enric González y el de Durrell. Apuntaría, aunque no sé si tenerlo por completo como 'libro de viajes', Los siete pilares de la sabiduría, con un Lawrence de Arabia mucho menos atractivo, pero más 'jevi' que el de Lean. Y sobre todo, por favor, por favor, Los trazos de la canción de Bruce Chatwin (en realidad, todos los de Chatwin): libro hermoso donde los haya!!

Besines!!

Psicólogos en Móstoles dijo...

de los citados solo leí Menuda América de Bill Bryson. lo pasé excelentemente y, ahora me ha picado el gusanillo y los quiero leer todos, muy buena información, gracias!

Anónimo dijo...

Danubio de Claudio Magris.

Anónimo dijo...

Y en Libros del Asteroide "Al oeste con la noche" de Beryl Markham. Así dejam de ser 12 + 1 y pasan a ser catorce.

molinos dijo...

Gracias a todos por las sugerencias. Ya se que quedan muchos fuera..pero sólo podían ser 12 y por supuesto solo recomiendo libros que yo haya leído y me hayan gustado.

Lo mismo tengo que hacer una segunda versión.

Anónimo dijo...

El del Imperio es soberbio. Pero, de Kapuscinski, me quedo sin duda con "El emperador", no es de viajes pero es el mejor libro que tiene de largo. "La guerra del futbol y otros relatos" también esta muy bien y se podría decir que encaja con la temática del post.

Fdo.
Un pedante