jueves, 26 de agosto de 2010

UNA HISTORIA DE AMOR Y OSCURIDAD.- Amos Oz

"..El espacio que un buen lector prefiere labrar durante la lectura de una obra literaria no es el terreno que está entre lo escrito y el escritor sino el que está entre lo escrito y tú mismo. En vez de preguntar: “Cuando Dostoievski era estudiante, ¿de verdad asesinó y robó a ancianas viudas?”, prueba tú, lector, a ponerte en el lugar de Raskolnikov para sentir en tus carnes el terror, la desesperación y la perniciosa miseria mezclada con arrogancia napoleónica, el delirio de grandeza, la fiebre del hambre, la soledad, el deseo, el cansancio y la añoranza de la muerte, para hacer una comparación ( cuyo resultado se mantendrá en secreto) no entre el personaje del relato y los distintos escándalos en la vida del escritor, sino entre el personaje del relato y tu yo secreto, peligroso, desdichado, loco y criminal, esa terrible criatura que encierras siempre en los más profundo de tu mazmorra más oscura para que nadie pueda adivinar jamás la esencia de tu existencia, ni tus padres, ni tus seres queridos, no sea que se aparten de ti con espanto igual que se huye de un monstruo. Mira, cuando lees la historia de Raskolnikov, siempre que no seas un lector chismoso sino un buen lector, puedes interiorizar a ese Raskolnikov, introducirlo en tus sótanos, en tus oscuros laberintos, tras las rejas y en la mazmorra, para que se encuentre allí con tus monstruos más vergonzosos y abominables y podrás compararlos con los de Dostoievski; los monstruos de la vida cotidiana no los podrás comparar nunca con nada pues tú nunca se los mostrarás a ningún ser humano, ni siquiera en voz baja, en la cama, al oído de quien se acuesta contigo por las noches, no sea que en ese mismo instante coja la sábana espantado, se cubra con ella y huya de ti gritando de terror.

() Así los libros podrían apiadarse de ti por la tragedia de tus abominables secretos: no solo de ti, amigo mío, quizás todos seamos un poco como tú: nadie es una isla, pero todos somos media isla, una península rodeada casi por todas partes de agua negra y, a pesar de todo, unida a otras penínsulas”
Una historia de amor y oscuridad.
Hoy tocaba algo de pensar. Ya está bien de sandeces.

19 comentarios:

NáN dijo...

Por el hecho de que las Deces sean Santas no hay que despreciarlas.

Me lo apunto al punto (mentiroso, si ya lo tenías apuntado)

El niño desgraciaíto dijo...

Hombre, puede ser profundo, pero no creo que acertado.

Es cierto que si realmente se murieran todos a los que deseo la muerte mentalmente me quedaría bastante solo en el mundo, y que todos tenemos cosas que guardamos para nosotros, pero de ahí a sugerir que si se conocieran nuestros secretos, la gente que está a nuestro lado saldría corriendo... no sé, no sé.

Yo he leído Crimen y Castigo y he sufrido con Raskolnikoff ese debate mental consigo mismo, pero no me identifico con él, aunque a pesar de lo que ha hecho le tienes cierto cariño.

Sílvia dijo...

Confieso que no he leido a Dostoieski, ya lo solucionaré, pero si he leido "La aguja dorada" de Montserrat Roig. En uno de los capítulos cuenta como una madre se volvió loca después de la muerte de su hijo porque, en el asedio de San Peterburgo por los nazis, ella se comió el único trozo de pan que había en la casa. Monstruo? Instinto de supervivencia?

En realidad, creo que el hecho de que vivamos en sociedad y sigamos sus reglas permite que sigamos cuerdos y sobrevivamos como especie. Los monstruos a las mazmorras.

(es suficientemente profundo?)

Patito dijo...

Hola Moli:
La lectura me hizo acordar a lo de las caretas. Es que todos somos como la luna, una cara la mostramos mientras la otra la mantenemos oculta y además también está lo de las ventanas. ¿Cómo te miras? ¿Eres como te miras? ¿Te miras como te miran? ¿Te miran como eres?
Pero el texto está un poquito exagerado, imaginate pensar que el ingeniero no es el que dice ser sino un moustro con pensamientos aterradores, sueños funestos, fantasias que te escandalizarían... No, no es tanto así ¿O sí?

Lola dijo...

Moliiiiiiiiiiiiii! me lo estoy leyendo yo también! me quedé tan impresionada con "la caja negra" que busqué cosas sobre él, leí una entrevista en la que hablaba de este libro y me lo empecé el otro día!..También me sorprendió lo que has escrito sobre el libro y el lector, sobre todo cuando termina diciendo " y guárdeselo para usted" . Hay ratitos que se me hace pesado, pero me está gustando mucho. Y precisamente ayer salí a cenar con unos amigos y una conocida empezó a contarme que su tío es judío, un dirigente de la comunidad judía internacional y no sabes lo que disfruté con la conversación, me pareció que estaba dentro del libro!!

javi dijo...

Ohhhhhhh nooooooooo, ¡¡¡yo queria sandezzzzz!!!!

Pero va, me lo apunto como el otro.

Anónimo dijo...

"Crimen y castigo" está entre mis libro favoritos, sin embargo, me angustia mucho su lectura, me transmite el estado mental del personaje. Las dos úlimas páginas de la novela creo que son de lo mejor que se ha escrito.
De Amos oz no he leído nada. Ahora estoy con el Quijote, que a estas alturas no lo había leído todavía.

MALVANTESA.

Mar dijo...

Acabo de descubrir tu blog y ya estás entre mis preferidos.
Un beso.

Anniehall dijo...

Pelín exagerado, sí, pero yo me quedo con lo de plantearte el terreno entre lo que escrito y tú mismo. Siempre me ha parecido lo más interesante de la lectura. Una de las razones para elegir ciencias en su día fue que me fastidiaba que hubiera un comentario de texto 'canónico', al menos para mi profe de literatura de entonces. Lo juró, así de boba fue mi motivación.

NáN dijo...

Por fin me he leído la entrada. Es una matáfora del buen lector. Magnífica.

No quiero referirme a las razones por las que hasta ahora me había negado a leerlo, pero después de la paliza que me ha dado mi compañera de desayuno Elena, que es de mi absoluta confianza, y ahora tú, que llevas caminito de serlo, tendré que leerlo.

Malvantesa, ¿a que DQ es descacharrante y una pasada? ¿Qué hacen en las escuelas que producen horror a la lectura de todo lo que suene a clásico?

el chico de la consuelo dijo...

Minuto:32.21 (ciges y resines buscan posada hablan con lampreave)
-Hola buenas tardes
-que venía yo a hablarles de dostoievski
-Ah! muy bien pasen, encantada que ahora bajo.

Minuto: 37.08
-¿Cómo se le ocurrió lo de Dostievski padre?
-Ah no sé hijo pero gracias a esa tontada vamos a dormir bajo techada ¿Qué te parece?

(se meten juntos en la misma cama)
-Supongo que me respetarás no Teodoro?
-Pero en que guarradas está Vd pensando padre.
-dejate, dejate que un hombre en la cama es siempre un hombre en la cama.

Amanece que no es poco
Jose Luis cuerda.

k dijo...

Versión twitter, por si teneis prisa:


"Empatizar es bueno cuando lees"


; )

Di Vagando dijo...

Yo estoy en desacuerdo. El proceso que sistemáticamente ocurre cuando un lector hace "click" con un autor se basa en la identificación. Lo mismo pasa en el cine, teatro, etc. Si estás sentada en un peli y te importa un pepino el destino de sus personajes, evidentemente el director/guionista/actor ha fracasado. Los autores enormes son aquellos que han logrado crear personajes universales por la masiva identificación q ocurre con ellos. Y ésta poco tiene que ver con la situación concreta vital del personaje, sino con temas comunes de la humanidad tipo cómo afronta ese personaje la adversidad, cómo la intenta superar, etc etc etc. Por ej, uno de esos personajes es Ignatius Reilly ("La conjura d elos necios"), un tipo gordo que vende salchichas ambulantes en Nueva Orleans... qué tengo yo q ver con ese tipo? Quien haya leíddo el libro sabrá que su sentido del humor crudo y aplastante lo hacen un personaje que ha atraído a lectores y lectores durante décadas. Lo mismo que Don Qujiote, aquí citado. Así que menos "buenos lectores" y más "buenos escritores". Si yo escribo un divague sobre un tema q al lector le interesa negativo, pongamos el surf, pero logro conectar pq en el fondo no hablo sólo de tecnicalidaes del surf, pero del surf como metáfora de muchas otras cosas, entonces habré logrado mi objetivo como bloguera. Que me lean esa entrada los fanáticos del surf no tiene mérito: es q me la lean los q pasan del surf. Aunque no te interesan las ballenas, prueba con Moby Dick: da igual.

El segundo aspecto es que me parece legítimo que si te apasiona un escritor, te intereses por él. A mi me ha pasado, y como soy fetichista sin remedio he ido a visitar lugares claves, leído más cosas sobre ellos etc. Porque lo que es evidente es que cada autor, cada bloguero, escribe desde su biografía: la vivida, la soniada, la vivida a través de otros, la leída, la vista en pelis, etc. Todos nos retratamos en lo q escribimos, luego cuando uno lee "Crimen y castigo" es totalmente natural preguntarse por la clase de persona q era Dovstoievski, pero NO (qué bobada, lo siento) si "asesinó y robó a viudas", sino desde qué parte de la sociedad él vio los grandes temas q recorren "Crimen y castigo": la culpa, el sentirse superior/mejor q la sociedad, injusticia social, cómo logró escribir una novela psicológica tan grande (de dónde venían sus dotes de observador) etc...

El tema de los "distintos yo" según con quién estamos es fascinante y lo toqué ayer de puntillas a tenor de los otros-yos blogueros en el blog de El Chico de la Consuelo, Txelos en Divilandia, el q me ensenió a enlazar.

coro dijo...

Qué interesante este tío. Ya no puedo apuntar más libros, bueno sí, este también, aunque solo sea por la cantidad de veces que me ha pasado lo que dice.

Lola dijo...

Hola Moli, ¿has leído en la página 211 la reflexión que hace Fania sobre la libertad y las partida de cartas? Me ha parecido impresionante.

Anónimo dijo...

Me gusta la forma de escribir de Oz, que es súmamente visual, evocadora y deja un halo de permanencia húmeda en la mente. Sin embargo, la dualidad de la mente humana me parece un lugar demasiado común y manido para cualquier reflexión. Todos ansiamos formar parte del grupo para lo cual ocultamos parte de nuestros pensamientos y deseos, con el fin de ser aceptados. Esto provoca cómo no tensiones internas, conflictos, et, etc, etc.
¿Es el ser humano dual?. Qué es lo cierto, lo que muestro ó lo que escondo...dará pie a un sinfin de páginas mejor ó peor escritas, debates de salón y conversaciones interminables.
Cada quien es la suma de muhcos aspectos, con distinto potencial, que se considere positivo ó negastivo éste, y en mayhor ó menor medida, dependerá mucho del entorno, de las circunstancias, de la forma que se le dé a los recuerdos...Tenemos muchas facetas, no sólo dos caras, como las medallas. es una simplificación muy útil para la escritura, pero falsa.

A mi crimen y castigo me parece un pedazo de ladrillo, no pienso leerlo, me castigué lo sufieciente con unos capítulos de Anna Karenina, para saber que no soy capaz de encontrarle el sentido del humor al autor.

Susana

María dijo...

He descubierto tu blog por este post ya que releo en estos momentos la novela de Amos Oz y me apasiona...coincido con tu pasión por los libros ...yo también soy de las que leo..hasta en la cola del supermercado (un día un niño alucinado le preguntó a su madre a voz en grito ¿MAMÁ qué hace esa señora? ) He leído algunos libros que comentas (otros, no evidentemente)
Ahí van (algunas de mis opiniones) En lugar seguro, fantástico, desde el punto de vista literario no se puede describir mejor a una "arreglavidas": no de mi estilo) . Para apuntar: Ángulo de reposo, mismo autor, trat de la conquista del oeste americano.
"El loro de Flaubert", Julian Barnes en realidad, a mi modo de ver se trata de una crítica a los críticos lliterarios y su modo de analizar la literatura. Prueba con Arthur & George del mismo autor en donde aparece recreado Arthur Conan Doyle. También "el perfeccionista en la cocina" muy delgado pero muy divertido.
Sandor Márai, estupendo , en "la mujer justa" cuenta una historia desde 3 puntos de vista.
Si te gusta la novela policiaca ¿has probado con una autora francesa llamada Fred vargas? aunque Pancol te haya parecido espantosa (y comparto tu opinión) la literatura francesa actual merece leerse.
De mis 25 novelas de este verano destacaría
Viaje con clara por Alemania de Fernando Arámburu, divertido y bien escrito...lo que hace un hombre enamorado por su mujer que es aguantarle todas las neuras.
Jerusalén de Selma Lagerlof... si te preguntas qué pintan dos viejecitas finlandesas en la novela de Amos Oz, en este libro quizás veas la respuesta (unos suecos que se plantan en Jerusalén a finales del s.XIX)
La estrategia del agua, Lorenzo Silva... de los que más me ha gustado de Bevilacqua y Chamorro. Muy actual.

María dijo...

He descubierto tu blog por este post ya que releo en estos momentos la novela de Amos Oz y me apasiona...coincido con tu pasión por los libros ...yo también soy de las que leo..hasta en la cola del supermercado (un día un niño alucinado le preguntó a su madre a voz en grito ¿MAMÁ qué hace esa señora? ) He leído algunos libros que comentas (otros, no evidentemente)
Ahí van (algunas de mis opiniones) En lugar seguro, fantástico, desde el punto de vista literario no se puede describir mejor a una "arreglavidas": no de mi estilo) . Para apuntar: Ángulo de reposo, mismo autor, trat de la conquista del oeste americano.
"El loro de Flaubert", Julian Barnes en realidad, a mi modo de ver se trata de una crítica a los críticos lliterarios y su modo de analizar la literatura. Prueba con Arthur & George del mismo autor en donde aparece recreado Arthur Conan Doyle. También "el perfeccionista en la cocina" muy delgado pero muy divertido.
Sandor Márai, estupendo , en "la mujer justa" cuenta una historia desde 3 puntos de vista.
Si te gusta la novela policiaca ¿has probado con una autora francesa llamada Fred vargas? aunque Pancol te haya parecido espantosa (y comparto tu opinión) la literatura francesa actual merece leerse.
De mis 25 novelas de este verano destacaría
Viaje con clara por Alemania de Fernando Arámburu, divertido y bien escrito...lo que hace un hombre enamorado por su mujer que es aguantarle todas las neuras.
Jerusalén de Selma Lagerlof... si te preguntas qué pintan dos viejecitas finlandesas en la novela de Amos Oz, en este libro quizás veas la respuesta (unos suecos que se plantan en Jerusalén a finales del s.XIX)
La estrategia del agua, Lorenzo Silva... de los que más me ha gustado de Bevilacqua y Chamorro. Muy actual.

María dijo...

He descubierto tu blog por este post ya que releo en estos momentos la novela de Amos Oz y me apasiona...coincido con tu pasión por los libros ...yo también soy de las que leo..hasta en la cola del supermercado (un día un niño alucinado le preguntó a su madre a voz en grito ¿MAMÁ qué hace esa señora? ) He leído algunos libros que comentas (otros, no evidentemente)
Ahí van (algunas de mis opiniones) En lugar seguro, fantástico, desde el punto de vista literario no se puede describir mejor a una "arreglavidas": no de mi estilo) . Para apuntar: Ángulo de reposo, mismo autor, trat de la conquista del oeste americano.
"El loro de Flaubert", Julian Barnes en realidad, a mi modo de ver se trata de una crítica a los críticos lliterarios y su modo de analizar la literatura. Prueba con Arthur & George del mismo autor en donde aparece recreado Arthur Conan Doyle. También "el perfeccionista en la cocina" muy delgado pero muy divertido.
Sandor Márai, estupendo , en "la mujer justa" cuenta una historia desde 3 puntos de vista.
Si te gusta la novela policiaca ¿has probado con una autora francesa llamada Fred vargas? aunque Pancol te haya parecido espantosa (y comparto tu opinión) la literatura francesa actual merece leerse.
De mis 25 novelas de este verano destacaría
Viaje con clara por Alemania de Fernando Arámburu, divertido y bien escrito...lo que hace un hombre enamorado por su mujer que es aguantarle todas las neuras.
Jerusalén de Selma Lagerlof... si te preguntas qué pintan dos viejecitas finlandesas en la novela de Amos Oz, en este libro quizás veas la respuesta (unos suecos que se plantan en Jerusalén a finales del s.XIX)
La estrategia del agua, Lorenzo Silva... de los que más me ha gustado de Bevilacqua y Chamorro. Muy actual.