lunes, 5 de octubre de 2009

SOBREVALORACIONES (III)

Las madres son unas tías muy listas ( no todas) y con mucho mundo ( no todas) y sobre todo no quieren hacerte daño (todas).
Cuando de pequeño te separabas de ella por lo que fuera: vacaciones, un nuevo hermano, campamento, viaje de tus padres..etc, cuando se producía el reencuentro ella siempre decía: "cómo te he echado de menos" y tú te quedabas pensando que le perdonabas que te hubiera dejado con tu tía Críspula o que no te hubiera traído nada de su viaje…”te había echado de menos" , cómo te quería tu mamá. Y sí, te quería..pero no te había echado de menos nada de nada.

Sé que esta mal decirlo pero ahora que tengo algo de sabiduría maternal adquirida a la fuerza puedo confirmar que en 48 horas de ausencia he echado de menos a mis hijas cero. Esto no queda bien decirlo y además la gente no se lo cree, 3 personas me han dicho hoy:

-si, si..dices que te lo has pasado bien pero seguro que andabas por la casa echando de menos al ingeniero y a tus hijas.
- Pues no.
- Anda, anda..que seguro que si, pero te da vergüenza decirlo porque te haces la durita.
- ¿ La durita? Pero qué gilipollez es esa? Si se hubieran ido dos meses a la Patagonia y no supiera donde están o yo me hubiera ido a currar a Villaconejos ( estoy a un paso de eso) para toda la eternidad pues a lo mejor, pero ¿48 horas?? se me han hecho cortísimas.
- Si, si..ya.

Porque esa es otra..si un tío se queda de Rodriguez todos dicen: joe..fulano que suerte eh…el mando, la cerveza, rascarte los huevos..que no te digan que limpies, no hacer la cama…que suerte tienes cabrón. Pero si lo dice una tía es: te vas a aburrir…no vas a saber que hacer. Pues lo mismo que tú…el mando, mis copas, rascarme lo que me apetezca y no hacer nada.

Las otras madres también te miran mal, conozco casos de gente que echa de menos a sus hijos si se van a dormir una noche fuera, que me parece perfecto. pero para mí es ciencia ficción. ( fundamentalistas maternales…obviad comentarios del tipo: me dan pena tus hijos y blablablabla…abrios un blog y compartis llantos).

Así que nada que las madres echan de menos a los churumbeles está sobrevalorado. No es que no quieran a los hijos es que están tan emocionadas disfruando de tiempo para ellas que no da tiempo para más.

Otra cosa que está sobrevalorada es la “contención”. Lo peor es que además es una cosa que no tengo, no sé contenerme y además si lo consigo me enveneno y me hierve la sangre.
No sé porqué está bien visto tragarte lo que estás pensando o dejar de hacer lo que quieres hacer porque has pensado que el otro va a creer que blablablablabla..y entonces decides “contenerte”.

Tengo la teoría de que si te contienes eres menos tú. La contención es de cobardes. Dejar de decir o dejar de hacer lo que quieres por temor a lo que el otro piense o haga te jode la vida sin motivo. Vale que deslizarse por la pendiente de la impulsividad más absoluta te puede llevar a caer en el patetismo, el ridículo o la vergüenza ajena pero por lo menos serás tu haciendo el capullo y no una especie de reflejo absurdo de ti mismo con la procesión por dentro.

Comprendo que a veces hay que contenerse y pensarlo dos veces antes de actuar/hablar pero a mi me cuesta mogollón y al final creo que no merece la pena. Me contengo y no sirve de nada, no digo lo que quiero decir y no hago lo que quiero hacer, no me siento mejor y me hierve la sangre.

17 comentarios:

andando ligera dijo...

Una de las frases favoritas de mi madre es "Sí hija si yo os quiero mucho pero si volviera a nacer ni casarme, ni hijos ni leches", ajajjaja.

Saludos.

deRositas dijo...

Doy fe de los "desnaturalizada" que es esta tía, se la pudo ver el viernes matándose a " copas balón" y rodeada de "celebrtys" ,cuando podía haber estado en su casa remendando los calcetines de las princesas o preparando la comida de la semana y congelándola en tuppers. De verdad....y que conste que vuelvo a dejar comentarios porque me hizo una promesa...como era en la tercera " copa balón" no sé que validez tendrá....

molinos dijo...

Rosiiii no me hundassss....y me acuerdo de mi promesa...:)

Marta González dijo...

No tengo hijos aunque puedo perfectamente entender tus palabras, sea como sea, tener tiempo para uno mismo es sumamente importante y absorvente. je

Pero sobretodo, la razón por la cual te escribo es porqué me siento muy identificada con tu NO contención.

Un saludo.

Aspective dijo...

A los hijos se les quiere. Muchísimo. Pero que bien se está a veces sin ellos. Cuando es la excepción, cuando están todos los días y de repente te viene esa paz de repente...

Lectorasilenciosa dijo...

Yo estoy contigo. Yo necesito tiempo para mi, cada vez más, y cuando mi hijo se va con su padre o de excursión o lo que se tercie, lo disfruto. Y no me siento culpable en absoluto, al contrario, se me hace corto (hay personas que me critican por ello, se supone que mi postura no es "natural". Ja! Se supone que lo natural es que todo el mundo tenga tiempo para sus cosas particulares y privadas, menos las madres.¿Pero de que pasta creen que estamos hechas?
Saluditos

Cata dijo...

A veces me da la sensación de que me robas el cerebro...
lo de echar de menos... vale no soy madre peeeero no hay nada que mas ascazo me de que cuando me quedo con mis sobrinos (y de eso se un rato)sus padres vuelvan del fin de semana para los dos solitos y les hagan a sus hijos.... que ganas de verte!!!has echado de menos a mamá????? no te jode???? y de cambiar cacas y dormir mal también tenías ganitas????
Y lo de la contención.... es contraproducente, yo creo que si te contienes mucho, al final explotas a lo bestia por cualquier gilipollez y es peor... y si nunca explotas terminas por agriarte de tanta frustración dentro... Que si... que una cosa es ser educada y otra callartelo todo, hombreya!

(me encanta mucho tu blog)

Anónimo dijo...

Vaya, ya no me siento única y "rara". Siempre digo que estoy muy bien con mis hijos (4) pero que cuadno no están estoy en la gloria. Jajajajajaja, espera a que tengan el pavo y harás una novena para que se vayan de campamento 15 días seguidos las dos princesas.

Clara

Jezabel dijo...

Ya sabes como es esto, hay mucha gente que si no siente que la vida es un valle de lágrimas y sacrificios -por tus hijos, pareja, deidad, compañeros de trabajo, padres, familiares, amigos, conocidos...- entonces piensa que no lo está haciendo bien.

Irene dijo...

Cuánta razón tienes!!! Y sobre todo sobre la contención! a mí me hierve la sangre todo el rato ¬¬ yo no era así... ni lo seré por mucho tiempo!!! (aquí iba un "hombreya!!!" pero queda como copiado de Cata) XD
(enhorabuena por tu blog ^^)

decopasconlaplanchaquetengo dijo...

Admirada Molinos, yo, que soy madre de tres encantadoras criaturas te digo que las madres normales estan deseando que sus polluelos se piren, aunque solo sea media hora. Y eso no tiene nada que ver con el amor materno, sino con la salud mental.

peibol dijo...

Sé que no es comparable, pero cuando me voy de viaje o estoy solo en casa, no echo de menos absolutamente a nadie; ni lo más mínimo. Eso sí, cuando me preguntan los aludidos con voz lastimera, tengo que mentir para no herir sensibilidades.

Me siento menos monstruo leyéndote XD

Maria dijo...

Mi única semana de vacaciones al año es la que me voy SOLITA con el padre de mis criaturas. De los niños me olvido en el minuto 1. Qué bien me viene!!!!

JuanRa Diablo dijo...

Quedarse solo en casa es tan apetecible que hasta sería uno de mis deseos en el caso de tropezarme con una lámpara maravillosa.
No seré yo el que te tache de malamadre por eso.

En cuanto a lo de no contenerte y decir todo lo que piensas, algún comentario tuyo he recibido en los que se notaba que si no lo decías podría haberte oído reventar desde aquí. ;)

El Zorrocloco dijo...

Me encanta esa sinceridad XD A mí las madres que no soportan separarse de sus retoños me dan un poco de miedo. No sé si son hipercontroladoras, o si simplemente no tienen vida fuera de cuidar a los churumbeles...

Con lo a gusto que está uno en casa a su puta bola...

molinos dijo...

Bueno..pues estas 48 horas sin ellas....dos fines de semana seguidos...tampoco las he echado de menos.

Voy directa al premio desnaturalizada del año...

madamer dijo...

jajajajaj me he reído mucho con los 3 sobrevaloraciones... con el que más me he identificado con este último, con lo de echar de menos a los hijos...el año pasado estuve un mes entero sin ellos y se me saltaban las lágrimas...pero de alegría!! Toda la casa estaba tan limpia, había tanto silencio, tanto tiempo para rascarme todoooo...vamos ideal de la muerte cuando es la primera vez en 8 años que te ves así ;)