miércoles, 1 de febrero de 2017

Un millón dentro de diez años

Si te dieran a elegir ¿Qué elegirías? ¿Cien mil euros ahora mismo o un millón dentro de diez años? 

Esta es la premisa con la que comenzaba la obra de teatro que el viernes pasado fui a ver con mi hermana. Al acabar la función y mientras nos poníamos los abrigos para salir al frío de la noche en la calle Alcalá, le pregunté que elegiría.

Hombre, es que no hay ni que pensarlo, un millón dentro de diez años. 

Me sorprendió tanto su respuesta que me quedé mirándola. 

—Tú no?
—No, claro que no. Yo cogería lo cien mil euros ahora mismo. 
—Pero cien mil euros no te solucionan toda la vida y un millón dentro de diez años, sí. 
—Ya, pero es que para mí "dentro de diez años" es la nada. Es como decirme que te daré un millón de euros cuando las ranas críen pelo. 

Entiendo su elección pero lo que me sorprendió fue su contundencia en la respuesta, exactamente igual de contundente que la mía. Las dos tenemos más o menos la misma vida, compartimos la experiencia de la muerte temprana de mi padre, tenemos trabajos, hipotecas, hijos, familia. ¿Por qué ella tiene clarísima su opción y yo la mía? 

En los últimos cinco días le he planteado la pregunta a todo el que se ha cruzado conmigo: a mis amigos por wasap, a mis compañeros de trabajo en el comedor, a mis hijas, a algunos de mis lectores. Sorprendentemente, al menos para mí, mucha gente ve clarísimo que lo inteligente sería esperar al millón de euros dentro de diez años. 

No lo entiendo. No me cabe en la cabeza. Entiendo que mi hija de trece años quiera esperar diez años, al final y al cabo, ahora mismo no podría gestionar los cien mil euros y obviamente la perspectiva de contar con la vida asegurada con veintitrés años es para ella la mejor opción. Además, por ley de vida, aunque podría morir mañana o pasado o dentro de cinco años, sus posibilidades de vivir diez años son bastante altas. 

Pero la mayoría de la gente a la que he preguntado está en una horquilla de edad entre los treinta y los cincuenta y muchos de ellos consideran que esperar diez años es un periodo de tiempo perfectamente asumible. 

—Pero Moli, ¿por qué no esperarías diez años?
—Pues porque, para mí, "dentro de diez años" no existe. 
—Pero ahora con cien mil euros no podrías dejar de trabajar.
—Ya lo sé. Los metería en el banco, seguiría con mi hipoteca y mi vida y tendría ese dinero para pequeños caprichos y de colchón. 
—Pero ¡es un millón!
—Pero es que me puedo morir mañana o pasado o dentro de tres años. 
—A ver, ¿qué cantidad tendrían que darte para esperar diez años? 
—Ninguna. No esperaría diez años por ninguna cantidad de dinero. 

Sigo dándole vueltas. No lo entiendo. Buceo en mi interior. Quiero saber de dónde sacan, todos los que eligen esperar diez años, la confianza, incluso algunos una certeza impactante, en que seguirán vivos dentro de diez años. ¿Por qué yo no la tengo? ¿Por qué diez años me parece un tiempo imposible? ¿Un tiempo que no existe? Pienso, entonces, cuánto tiempo esperaría un millón de euros y considero un año como un periodo de espera asumible. Sé que las posibilidades de palmarla en un año son muchas pero, si muero en esos 12 meses, no habré desperdiciado mucho tiempo esperando algo que no va a ocurrir. 

¿Por qué me resulta tan poco realista pensar en mí dentro de diez años? ¿por qué otros lo ven tan claro? Eso es lo que me estremece y no el millón de euros. 


54 comentarios:

Bfp dijo...

100.000 € sin dudarlo

Javier Calvo dijo...

Yo también me quedo con los 100.000 euros ahora. Pueden pasar tantas cosas en 10 años...
Además, no tengo nada claro que con un millón dentro de diez años sea suficiente para dejar de trabajar. De hechom, ahora mismo, con 30 años, tengo dudas que con un millón pudiese dejar de trabajar.

En cuanto a la obra, que vi hace unas semanas, me pareció un poco floja, aunque me encantó Merlos, que me parece un actorazo.

Sandra dijo...

Yo soy de las tuyas, cuando te he leído he pensado de inmediato: los cien mil.
Creo que mi elección no tiene que ver con la edad, aunque tengo cuarenta y tres años, pienso más bien en que a saber dónde estoy dentro de diez años. Una promesa a tan largo plazo para mí es como si fuese inexistente.

Me vienen a la mente multitud de refranes: la avaricia rompe el saco...más vale pájaro en mano que ciento volando...

Besos!!

Teresa dijo...

Yo también cogería los cien mil. El montón de cosas que haría yo con esos cien mil ahora mismo. Lo único que tengo es mi presente. No quiero tener que esperar al presente de dentro de 10 años que no sé como será. Tengo 47 años y mi vida se me escapa de las manos por momentos. Me siento esclava de mi trabajo y de todas las obligaciones que tenemos que hacer cada día. Los cien mil y empezar de cero.

Nuria dijo...

Yo tengo claro que prefiero el millón.

De hecho, la pregunta no es si te sentarías a esperar sin hacer nada más... yo seguiría con mi vida, con la tranquilidad de saber que en un plazo de tiempo, todos mis problemas económicos terminarían definitivamente.

Dices que alucinas con la confianza de la gente en seguir viva diez años más. Yo desconfiaría más de "la promesa" de darme el dinero que de mantenerme viva.

Por otra parte, no es que "esperara" diez años, es que diez años van a pasar volando igualmente, y si cogiera los cien mil, de aquí a diez años me tiraría de los pelos...

Por cierto, espero estar viva de aquí diez años, y veinte también. Incluso treinta, mira lo que te digo...

Cristina dijo...

Yo tengo 32, soy autónoma y pobretona, y elegiría los cien mil ahora. Siento las cosas tal como las expones. No puedo pensar en mí dentro de diez años creo que porque sé que la vida no funciona así, aunque también entiendo que esa confianza en la estabilidad tiene que ser buena para algo.

Eliahh dijo...

Estaré muy loca pero claro que cogería el millón.
No es que a día de hoy fuera a hacer nada especial con esos 100.000€. Los metería en el banco y me quebraría la cabeza para conseguir sacarles algo de rendimiento, igual que hago con el dinero que ya tengo.
En Múnich me seguiría sin dar para comprar un piso, que empiezan en medio millón, y seguiría trabajando.
Sería más una carga que una ayuda.
En cambio un millón... podría irme a Granada de alquiler de 300€/mes y vivir todos mínimo 35 años sin dar un palo al agua.

Eliahh dijo...

Ah, y si no vivo los próximos 10 años... seguro que no tengo la sangre fría de gastarme los 100.000€ mañana en plan carpe diem, así que se iban a quedar sin usar igual.

Anónimo dijo...

Yo lo tengo tan claro como tú: cien mil ahora mismito y billete sobre billete. Supongo que es porque no necesito un millón de euros para ser feliz en diez años, necesito cien mil para seguir llevando la vida que llevo pero un poco más cómoda, y los necesito ahora. Y segundo porque tampoco soy capaz de visualizarme en diez años. No porque crea que me voy a morir, que espero que no, sino porque no tengo esa capacidad de planificar a tan largo plazo. No me veo frotándome las manos y tachando los días en un calendario, pensando en lo que vendrá… prefiero vivir estos diez años con más desahogo.

Carlos Moreno Serrano dijo...

Yo también soy de coger la pasta ahora mismo.

Dentro de diez años un millón de euros lo mismo no da ni para pipas y bueno, lo que comentas de que lo mismo ni estamos vivos.

En mi clase de Contabilidad y Finanzas de la universidad ya nos dijeron que ante la posibilidad de tener dinero ahora o en el futuro, SIEMPRE, SIEMPRE, hay que elegir tener el dinero ahora ya que siempre puedes usar ese dinero ahora, invertirlo y sacar más pasta de él.

Sara M. dijo...

Seré yo la única tonta que es que no he pensado en MÍ. Me voy a por el millón, porque dentro de 10 años, si mis hijos no tienen solucionada la vida, se la podría solucionar yo. Y con la edad que tengo (43), creo que dentro de 10 años sería un momento perfecto para darme todos los caprichos que quisiera. Ahora mismo, con 100.000€, pues no lo veo.

Ana Fernández dijo...

¿Ves como no eres sólo tú? Me ha pasado igual, ha sido leer la pregunta y tenerlo claro. Tengo 32 años y una década más me parece un mundo, sobre todo si pienso en la edad que tendrán mis hijos. Quizá es que a mí los planes a tan largo plazo me agobian, será cosa de no tener paciencia.

molinos dijo...

A ver, una cosa para todos y especialmente para ti Sara M. No hay una opción buena y otra mala, no es ese el tema. El tema es como cada uno tiene cristalino su opción con una claridad abrumadora en sus argumentos que sin embargo para el que escoge la otra opción resultan incomprensibles.

Lo que me fascina es como una pregunta tan simple revela cómo cada cual se enfrenta a la vida. Nada más.

Sara yo tengo tu edad y dos hijas y elegiría ahora para poder disfrutarlo con ellas. No es un argumento ni mejor ni peor, simplemente es otro.

m dijo...

Hola Moli, pues yo, que tengo 41, opino como tu hermana, el millón. Creo que 100.000€ aunque bienvenidos, no te solucionan la vida, y menos en Madrid, no podría dejar de trabajar, seguiría con hipoteca bla, bla, bla...por lo que, podría aguantar igual de nerviosa estos 10 años, y cobrar el millón. Que puedo morir mañana? sí, y?
Otra cosa es, si muero durante estos 10 años, la pasta se esfuma y nadie de mi familia hereda ese derecho? Ese es un punto importante a sopesar.

molinos dijo...

A ver, el dinero no se hereda, ni se puede coger el millón en un pagaré y llevarlo al banco, ni se puede titulizar ni nada. O se eligen cien mil en tu cuenta ahora o que dentro de diez años te ingresen un millón.

Lo digo antes de que empecéis con la ingeniería financiera :)

Jose dijo...

Tu vives el presente, los demas viven esperando un futuro probable.Con una probabilidad de actualizacion y estado propio desconocido.
Los antiguos eran muy sabios, "mas vale pajaro en mano..."

Nuria dijo...

Lo que te asombra, Moli (creo entender), es la certeza que tenemos algunos en el futuro.

Yo pienso que el tiempo vuela, y diez años pasan en un periquete. Y me daré contra la pared si pienso en que he perdido 900 mil euracos por no haber sabido esperar.

Si estuviera en el paro, supongo que pensaría distinto. Tal vez la forma de ver la vida nos delata. Sin embargo, bien que nos hemos metido en hipotecas a treinta o más años, y no nos parece inverosímil verlas pagadas algún día...


Menudo debate se ha armado, ja ja ja.


Nuria dijo...

¡Y soy la más mayor, creo! yo tengo 50, un número muy redondo para pensar en el mañana ;-)

Toy folloso dijo...

Más mayor yo. Con sesenta y un tacos, hasta por treinta mil a tocateja hago el cambio.
Igual, dentro de diez años, con un millón no te alcanza ni para unas cañas....

Ana G. dijo...

Mis circunstancias pueden ser las mismas que las tuyas, dos hijas, 37 años ... y la misma sensación de que dentro de diez años sabe dios cómo estaré y si estaré. La pasta en mano ya!

Blanco Humano dijo...

Y yo que pensaba que la mayoría diría el millón. A mí apúntame a la lista de los cien mil ahora. Hay muchas muertes repentinas, vivamos el presente #SoyunRollingStone #ROCK'N'ROLL

Sheldon dijo...

1.000.000€ En 10 años sin ninguna duda.
Y si quieres pasta ahora para fundirla, cualquier banco, poniendo tu millón de dentro de 10 años de garantía, te dará 100.000 € hoy, y dentro de 10 años te quedarán 850.000 €.



Minerva dijo...

Yo los cien mil ahora, sin duda. Al fin y al cabo, ni es una recompensa, ni te están pagando nada, ni es un dinero que te hayas ganado: es un regalo, y prefiero disfrutarlo ahora con la gente que quiero, que a saber si en diez años van a seguir estando, o si tendremos salud para disfrutar el millón... o, como dicen por ahí, para lo que dará un millón. Además, aunque sí que es verdad que un millón te permitiría quizá vivir sin trabajar, mi vida a día de hoy no es tan chunga como para necesitar un cambio radical. De acuerdo que madrugar para ir al curro no es lo más, y de hecho hay días que es lo peor, pero en general estoy contenta con mi vida de hoy. Los cien mil me ayudarían a disfrutar aún más lo que ya tengo.

sonia dijo...

La pasta fresca pero ya.

Eliahh dijo...

Tengo una gran duda para los que cogeríais los 100.000 euros «por lo que pudiera pasar».
¿Ninguno tenéis hipoteca?
Y si la tenéis, ¿por qué os habéis comprometido a una deuda de digamos 300.000 euros por ejemplo, pero no os atrevería a esperar 10 años un millón?
Si os parece bien que si os pasa algo, vuestros hijos heredan esa cantidad de dinero negativa?

molinos dijo...

Eliahh yo tengo una hipoteca y es una de las cosas que más me arrepiento de mi vida. Cuando termine de pagarla, jamás volveré a hacer algo así. Es una equivocación que cometí hace 11 años... a lo mejor hace 11 años hubiera esperado el millón. Ahora ni firmaría una hipoteca ni esperaría el millón. Mis hijas no heredarían dinero negativo... eso por lo menos me consuela. La casa vale más de lo que debo, mucho más.

Trampolín dijo...

Es una cuestión financiera,es realista pensar que pudes doblar tu inversión cada 7 años si eres un inversor en índices bursátiles como el sp500, al menos esa es su media histórica, en este caso los 100.000 al cabo de 10 años serían poco más de 200.000. Así que si no se tienen problemas financieros, sí, 1.000.000 a los 10 años sin dudarlo.

Luxindex dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Mónica dijo...

En mi caso siendo reflexiva, optaría por el millón siendo impulsiva los 100K y es gracioso porque yo soy bastante impulsiva en mi vida diaria pero si tuviera que explicarlo en detalle...
La satisfacción que me darían 100K es muy muy corta. Igual es porque seguramente me lo gastaría rápido y luego que? Pues nada.. Así que podría esperar 10 años vivir casi casi igual q si tuviera los 100k y en 10 años tener mucho más, ¿por qué en cambian 100k tu vida? en casi nada, pero 1M sí.
Puede ser que seamos más avariciosos y consumistas los que esperaríamos 10 años.

Un beso desde Ámsterdam ;)

Rosa dijo...

Pues yo pienso exactamente igual que tú. No lo dudaría.
Y tampoco me sorprendería que mi hija, que también tiene 13 años, optase por la opción del millón, jeje...

ELISA dijo...

Es difícil sustraerse de la actual sociedad de lo inmediato, pero seguro que la gran mayoría de los que nos asomamos aquí, por la estadística, llegaríamos a cobrar el millón. Y lo digo desde la práctica de la paciencia de esperar para obtener... pero en este caso y ya sin hipoteca, optaría por los 100,000.

Elena Rius dijo...

La respuesta, parece, depende del temperamento de cada uno, pero también de la edad. A la mía, hay que lanzarse a por los 100.000. Confío en estar viva dentro de 10 años (aunque quién sabe), pero tal vez no en plenitud de facultades, así que si quiero disfrutar de la vida, hay que hacerlo cuanto antes. ¿Dejárselo a mis hijos? Pues oye, los quiero mucho, pero les he dado una educación y muchos años de manutención. No les hará ningún daño tener que ganarse la vida como todo el mundo. Los hijos de millonarios suelen salir un poco tarados (mira Trump, sin ir más lejos).

Anónimo dijo...

Parecido hay un experimento de psicología. Es con niños y se les dice que les dan una gominola ahora, o esperan y les dan 2 (esperan 15 min.) y los dejan solos con un plato en el que esté la gominola. Y la mayoría no resiste y se la come.
Yo elegiría el dinero ahora, porque a saber dónde estaré en 10 años

Anónimo dijo...

Mira el funcionario jefe de biblioteca, 500.000 en 10 años y pagando nosotros! Seguro que no tiene estos dilemas XD

Ahora mismo en mi situación, el millón en 10 años.

Abrazo.

B.

C. S. dijo...

Pero... ¿habrá dentro de diez años? ¿Estaré yo? ¿habrá euros o serán como el dinero confederado después de la Guerra Civil americana? Yo me pido los cien mil ahora y de paso pago la luz...

Lou Perea dijo...

Yo me preguntaría, ¿me hace falta el dinero ahora? Y si mi respuesta es "no", esperaría, ¿que es posible que me muera? Podría ser, pero entonces ya sí que no me harían falta. Todo depende de la necesidad
Lou

La Buhonera dijo...

Yo sí creo que hay una opción mejor que otra: Los 100.000 euros hoy son, siempre, mejores que el millón dentro de 10 años.
¿Por qué? Porque dentro de 10 años no existe, mañana no existe. Es absurdo postergar una hipotética riqueza a un futuro considerablemente lejano sólo porque sea mayor cantidad de dinero.

Hay comentarios que dicen que ellos no esperarían ni pararían su vida, que simplemente seguirían como hasta ahora hasta el día D.
Es mentira. Durante esos diez años, cada vez que tuvieran que hacer un gasto grande, si llegase un imprevisto costoso, pensarían "en X años, en X meses, cuando llegue el millón" o pensarían "joder, qué putada, si esto pasase en diez años no sería un problema". Sería inevitable pensarlo.
Se impondrían una meta lejana, postergarían cosas y cambiarían su presente por un futuro al que esperan llegar, pero al que no es seguro que lleguen. Se me ocurren pocas torturas peores.


Si se hiciera un experimento real con este caso, estoy segura que de los que eligieran el millón, muchos se endeudarían y otros llegarían a enloquecer, contando con el dinero del futuro. Si le pasa a la gente que gana la lotería HOY, que se les va de las manos el dinero, imagínate a quien le dicen que se lo darán en 10 años.

Con un millón de euros dentro de 10 años, no puedes hacer nada.

Sin embargo, con 100.000 euros HOY puedes hacerlo todo. Guardarlo como dice Moli, gastarlo, invertirlo o hacerte confeti con los billetes. Hoy tienes el dinero, y mañana ya veremos, mañana no importa porque no existe. Hoy no tienes la vida resuelta, pero tampoco la tendrías con un incierto cheque de 1 millón para dentro de una década. Hoy tendrías muchos ahorros, o dinero para cumplir un sueño caro (que no carísimo).

Para mí, la opción más sana para cualquier mente es coger 100.000 euros hoy. Lo otro es vivir en un futuro hipotético y amargarse con él el presente. Es lo mismo que la gente que se va trabajar 5 años puteado al extranjero, con turnos de 12 horas, para volver luego a España con la vida resuelta. Y si al tercer año le atropella un coche y se muere, se ha pasado 3 años amargado por su "yo" futuro.

Vivir en el futuro es una de las mejores formas de amargarse la vida, vivir en el presente si bien no garantiza la felicidad, lo pone más fácil.

Javier dijo...

Los cien mil ahora, sin duda. Con cien mil euros puedes montar tu propio negocio, si los inviertes bien, dentro de diez puedes tener diez millones y no uno.

Invertiría cincuenta mil en un restaurante, una churrería o algo así, y el resto de colchón. Y ya tengo la vida hecha.

Anónimo dijo...

Los 100.000 €.
;)
Fdo. Aquel viejo blog Marlei

Anónimo dijo...

No tengo hipoteca, y yo me quedaría con la opción de los 100.000euros ahora. Sin dudarlo. Coincido en las razones que ya habéis dado.

Porqué me suena tanto este post? Es como si ya lo hubiera leído!

Un saludo!

Irene dijo...

100.000 ahora. Sin dudarlo. Y guardarlos... pues no sé yo. Creo que cada año hasta dentro de 10 haría un viaje con mis hijos a sitios a los que ahora no me puedo permitir llevarles, y por supuesto haría alguno sola con mi contrario.
Posiblemente dentro de 10 años me quede poco de los 100000, pero que me quiten lo bailao.
Así que... ¿dónde dices que hay que poner el número de cuenta para que me hagan el ingreso?

Sara M. dijo...

¡No iba ni por buena o mala, ni mejor o peor Moli! Simplemente me hizo gracia, que de todos los comentarios que leí, creo que fui la única que en lo que pensaba era, si hacía falta, solucionarle la vida a mis hijos. Será que me da demasiado miedo y no soy consciente, porque si me oyeras hablar con otros padres del futuro, soy bastante más optimista que ellos.
Tema aparte es el que han mencionado por ahí, de las hipotecas a 30 años... pero un millón a 10 no.
En resumen, pienso como tú, yo tendría muy claro qué hacer y "no entiendo" la otra postura, igual que te pasa a tí.

mala_persona dijo...

Los 100.000 ahora, es que sin dudarlo vamos. Y mi único motivo es que dentro de diez años simplemente no sé dónde estaré, ni si estaré. Y creo que tiene que ver porque, como a ti, he perdido a muchos, muy jóvenes, y muy joven yo. Cuido mi futuro en lo que puedo y me es cabal, pero lo importante es mi día a día.

M. Eugenia Bermejo dijo...

Yo no sabría que hacer, me has planteado una pregunta demasiado difícil.

Oswaldo dijo...

Cumplí sesenta y cinco (65 añitos!!!) la semana pasada, el martes 24, para ser exacto.
Creo que con esto ni siquiera tengo que decir cuál opción tomaría.

Pienso que en ninguna época de mi vida, aunque me hubiera sentido particularmente cómodo económicamente, hubiera podido dejar el asunto para diez años más tarde. Lo cierto es que, aunque siempre aposté porque viviría eternamente, nunca creí tal cosa a pies juntillas.

Aprendí a manejar en un go-kart de carreras alcanzando a veces los 100 km/h en plena competencia desde los nueve años de edad. Estuve envuelto en accidentes, que han podido ser feos.
A los diez tuve mi primera moto. A los quince hacía motocross en circuitos de carreras (Aunque sin competir) y a los dieciocho podías encontrarme en una calle cualquiera de mi ciudad sorteando los carros a más de ciento cincuenta km/h en una moto con motor gigante que alcanzaba ese tanto en apenas la segunda marcha... y tenía cinco. Mi cuenta de amigos MUERTOS en moto va por nueve. Yo mismo tengo una "ola" en la parte trasera del cráneo... y eso que "ese" día llevaba casco.
Más adelante hice paracaidismo y en el colmo de mi menosprecio al peligro me casé con una pelirroja...

No. No creo que yo dure diez años. Al menos, no parado con fuerza en mis propios pies. Y ultimadamente ¿para qué? ¡La vida se disfruta HOY! ¡Que me den mis CIEN MIL AHORA MISMO!

Isla de Gont dijo...

Hablando con los compañeros de trabajo de la disyuntiva que planteas, ha salido a la luz un concepto que no concía y que es interesanet para el tema.

Se trata de la Gratificación aplazada https://es.wikipedia.org/wiki/Gratificación_aplazada

Un saludo

Anónimo dijo...

Los cien mil,si si,no vaya a ser...

Manuel García dijo...


Si me permitís un poco de erudición, he hecho unos numeritos que paso a compartir con vosotros.

La decisión, básicamente, depende de dos factores:

1.- La probabilidad de estar vivo dentro de 10 años (o mejor, de 20 años, para que la espera merezca la pena y tengas al menos 10 años más para disfrutar del dinero).

2.- El valor que le das al presente frente al futuro, que en términos financieros se llama la "tasa de descuento". Por ejmplo: una tasa de descuento del 10% significa que valoras lo mismo 100 euros hoy que 110€ dentro de un año (eres indiferente entre las dos opciones).

La primera variable es subjetiva, pues depende de la salud, antecendetes familiares, riesgo, etc de cada uno, así como de la edad que uno tiene ahora. Se pueden hacer cálculos medios con datos del INE. En mi caso, 40 años, salud normal, aplicando valores medios de España (ambos sexos), la probabilidad de que llegue a los 50 es del 98,5% y a los 60 del 94,5%. Estas probabilidades están infraponderadas, pues la esperanza de vida va aumentado cada año, incluso para los ya nacidos.

La segunda variable es aún más subjetiva. En el extremo, si necesitas 100.000€ hoy mismo para evitar que te desahucien, tu tasa de descuento es casi infinita. Es decir, sólo te vale el dinero hoy.Por el contrario, si no tienes urgencias económicas, tu tasa de descuento se aproxima al coste de oportunidad de ese capital, es decir, lo que puedes sacar invirtiéndolo de una manera prudente. Una tasa de descuento del 10% ya es muy alta.

Con todo lo anterior, se pueden calcular los valores presentes de las dos opciones, poniendo el millón de euros de dentro de 10 años en valores de hoy y ver si es más o menos de 100.000€.

Con mi edad y esperanza de vida, mi tasa de descuento para igualar ambas opciones tendría que ser mayor del 25%, es decir, una barbaridad. Con una tasa del 5% (algo razonable), el millón de euros de dentro de 10 años equivale a unos 580.000€ de hoy.

Es decir, solo alguien que tenga muchos apuros económicos o una salud asquerosa preferiría los 100.000€ hoy, desde un punto de vista puramente racional.

Dicho lo cual, como bien sabemos todos, el hombre (y la mujer) dista a menudo de comportarse racionalmente...

Manuel.

Maribel dijo...

- Cariño, le pongo anchoas a la ensalada?
- Sí, gastamos esas del Mercadona.
- Y las de Santoña que nos trajo Ruth?
- Esas son muy buenas, ya nos las comeremos otro día.
- De eso nada, nos comemos las de Santoña ahora que si mañana me atropella un autobús lo último que habré comido son anchoas de Mercadona.
- Pues tienes razón amor mío, esa es mi chica!!!

(Conversación típica de mi casa a la hora de la cena).

Los 100.000€ ahora sin dudarlo y me pego las vacaciones de mi vida.

Maribel.

Gentzane Rojo dijo...

Yo me quedaría con los 100.000 euros ahora mismo. Y sé lo que haría, directamente contra la hipoteca, no me la condonaría del todo, pero sí la dejaría tan reducida que podría pasar a tener una cuota mucho más pequeña y que me permitiría a mí y a mi familia vivir muy desahogados. Y tengo 33 años y dos hijos pequeños.
¿Un millón dentro de 10 años? Con 43 años que tendría y dos hijos de 14 y 12 años respectivamente, puede ser que tampoco me dé para dejar de trabajar y rascarme la barriga, porque habría muchos gastos a futuro que tendría que asumir, además de mantenerme a mí y a mi familia. Y ya no es sólo por lo que me pueda pasar a mí, y que no llegue a recibirlos, que también... han podido cambiar tantas cosas a nivel económico en 10 años que un millón de dentro de diez años no valga tanto como un millón de ahora. Bueno, eso siempre es así, pero que la diferencia sea muy sustancial.
Vamos, que digan lo que digan, prefiero pájaro en mano.

CiriKaerMorhen dijo...

Pues yo también elegiría el dinero ahora. ¿Que dentro de diez años probablemente tenga hijos y me resultaría más útil? Pues sí, pero es que ahora tengo 25 años y soy opositora, vivo con mis padres y no tengo gastos. 100.000 euros ahora les quitaría a mis padres de tener que mantenerme y yo podría entregarme plenamente a las opos sin pensar en enviar currículos.

julietsleeps dijo...

Los 100.000€ ahora mismo. Mis proyectos personales están bien definidos a día de hoy y ese dinero me vendría de fábula para ponerlos en marcha. A saber qué puede pasar en 10 años, no esperaría para averiguarlo.

a1 dijo...

Hace unos años hicieron un estudio parecido con niños pequeños y golosinas*... era algo asi como que si esperaban 10minutos recibirian el doble.
La movida es que sacaron la erronea conclusion de que siempre eran mas inteligentes los que esperaban. Ese mismo estudio se reviso años mas tarde y se llego a la conclusion de que si, algunos niños no esperaban por inconsecuentes PERO muchos de los que no esperaban era simplemente porque habian traicionado su confianza tantas veces que confiaban en que les dieran los otros

*marshmallow test creo qu era, por lo menos por ese nombre aparecen un huevo de videos en youtube

eviam dijo...

Personas prácticas y realistas, esa es la clave. Cien mil ahora, por supuesto.